Ballmer se queda con "envidia de Google"
Enviar
Ballmer se queda con “envidia de Google”


Nueva York - Bill Gates entregó el pasado viernes Microsoft Corp. al liderazgo único de Steve Ballmer. Tal vez hubo mejores momentos para el traspaso.
Las acciones del mayor fabricante de software del mundo están 22% en baja este año, las ventas del programa informático Windows menguan y un intento de comprar Yahoo! Inc. Fracasó, y Google Inc. está ampliando su ventaja sobre las búsquedas en Internet de Microsoft, lo cual deja a Ballmer con un caso de “envidia crónica de Google”, según Jane Snorek, analista de First American Funds de Minneápolis.

Si bien Ballmer ha sido máximo responsable de la compañía desde el año 2000, el retiro del fundador Gates de su cargo como presidente activo dejará solo a su colega y amigo en el foco de atención y bajo crecientes presiones para que reviva a las acciones, dijo Snorek.
“El principal elemento p
ara juzgar a un jefe ejecutivo es la acción”, dijo Snorek, cuya firma gestiona inversiones por $100 mil millones incluidos los títulos de Microsoft. “La acción no se ha recuperado”, agregó.
Las medidas para revivir las acciones podrían depender de la capacidad de Ballmer de darle un giro positivo al negocio de publicidad en Internet. Su intento de convertirse en el competidor número dos en el sector que mueve $65.200 de un solo paso fracasó el mes pasado cuando él y Yahoo no pudieron llegar a un acuerdo en cuanto al precio de una compra.
Arriesga ser dejado atrás si no se actúa rápido con una nueva estrategia, dijo Snorek. El negocio online de la compañía de Redmond, estado de Washington, era su única división deficitaria el trimestre pasado, habiendo registrado una pérdida de $228 millones. El ingreso neto de Google subió a $1.310 millones.
“Los servicios online son el gran signo de interrogación por el cual la gente lo juzgará”, dijo Heather Bellini, de UBS AG en Nueva York, que fue clasificada como la mejor analista del sector del software por la revista Institutional Investor.
Ballmer “podría pasar a la historia como el máximo responsable con envidia crónica de Google”, dijo Snorek de First American Funds.
Ballmer y Gates, ambos de 52 años, declinaron ser entrevistados. El portavoz Tom Pilla dijo que si bien Microsoft ve la publicidad en la web como una “prioridad clave”, la campaña más amplia que lleva a cabo la compañía para desarrollar aplicaciones de software que puedan usarse online encierra una “tremenda oportunidad”.
Microsoft dijo hace d
os años que Gates, quien inició la compañía con su amigo de escuela secundaria Paul Allen en 1975, pondría fin a su papel del día a día para dedicar más tiempo a la fundación de caridad que administra con su esposa, Melinda French Gates.
Gates seguirá siendo presidente, y concurrirá un día a la semana para trabajar en proyectos con Craig Mundie y Ray Ozzie, que heredan sus responsabilidades en estrategia de software.
“No veo a Bill alejándose completamente de Microsoft”, dijo Scott Di Valerio, ex subdirector general que renunció en octubre. “Él es parte medular de Microsoft, y creo que Microsoft es parte medular de Bill”.
Microsoft dijo que había sobrepasado a Lotus Development Corp. convirtiéndose en el mayor fabricante de programas informáticos en 1987, y Gates, a los 31 años, se volvió la persona más joven del mundo en haber hecho su propia fortuna de al menos $1 mil millones. Había sacado la compañía a bolsa y lanzó su primer sistema operativo y programa de procesamiento de texto. Hoy, Windows corre en 95% de las computadoras personales del mundo.
Ballmer ha buscado crecer expandiéndose a las consolas de videojuegos, reproductores musicales digitales y motores de búsquedas en Internet. Aunque la división de juegos Xbox se ha vuelto rentable después de seis años de pérdidas, el dispositivo de música Zune de Microsoft no está sacándole muchos adeptos al iPod de Apple Inc., y el motor de búsqueda realiza un sexto de las efectuadas por Google.
La tarea más importante ahora es combatir a Google, dijo Bellini. La cuota de Microsoft en el mercado estadounidense de avisos en la red, de un valor de $21.100 millones, cayó a 6,7% en 2007 desde 9,6% en 2004, según la firma de investigaciones de mercado EMarketer Inc., de Nueva York. La participación de Google subió a más del doble, a 28,4% desde 13,1%.

Ver comentarios