Foto 1
Aunque la demanda de la industria automotriz sigue siendo fuerte, los modelos subcompactos y sedanes perdieron terreno ante vehículos más grandes. Bloomberg/La República
Enviar
Ver comentarios