Baja desempleo en Estados Unidos
Enviar
Baja desempleo en Estados Unidos

El índice de desempleo en EE.UU. bajó cuatro décimas en enero y quedó en el 9%, el menor desde abril de 2009, una caída en la que influyó tanto la creación de empleo como la reducción del número de personas que buscan trabajo.
El Departamento de Trabajo informó que la economía tuvo una ganancia neta de 36 mil puestos de trabajo. Después de un incremento de 121 mil empleos en diciembre, la ganancia de enero fue la más pequeña en cuatro meses.

Aunque la ganancia neta total de empleos fue decepcionante, el índice de desempleo se redujo porque hubo medio millón menos de personas buscando un puesto de trabajo.
La medición del empleo que hace el Gobierno de Estados Unidos deja afuera del cuadro aquellas personas que han abandonado la búsqueda de trabajo. Así, a pesar del crecimiento natural de la población, la fuerza laboral bajo de los 153,7 millones de personas de diciembre a 153,2 millones en enero.
Durante la recesión que comenzó en diciembre de 2007 y concluyó en junio de 2009 -la más profunda y prolongada en casi ocho décadas- Estados Unidos perdió más de 8,75 millones de puestos de trabajo. En enero el empleo gubernamental perdió 14 mil puestos de trabajo, 12 mil de ellos en los Gobiernos municipales y estatales y 2 mil en el Gobierno federal.
El llamado “índice de subempleo” -en el cual están las personas con empleo a tiempo parcial pero que buscan uno de tiempo completo y las personas que quisieran trabajar pero han dejado de buscar empleo- bajó de 17,7% en diciembre a 16,1% en enero. Los datos muestran que aproximadamente 13,86 millones de personas quisieran tener un empleo pero no lo encuentran. Asimismo, el informe mostró que ha disminuido el número de personas que han estado sin empleo por más de las 26 semanas que habitualmente cubre el subsidio por desempleo.
El presidente del Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca, Austan Goolsbee, enfatizó el hecho de que en el sector privado hubo en enero un incremento de 50 mil empleos. Casi todos, cerca de 49 mil, se produjo en el sector manufacturero, que registró el mayor incremento desde agosto de 1998. En cierto grado, la evolución del mercado laboral refleja el impacto de las condiciones meteorológicas: en enero hubo pérdidas de puestos de trabajo en la construcción y el transporte, más afectados por las tormentas invernales.
Otra encuesta que el Departamento de Trabajo efectúa en los hogares muestra que el mal tiempo impidió que unas 886 mil personas concurrieran a trabajar en enero, comparado con un promedio de 282 mil a lo largo de los cinco meses de enero anteriores.
La empresa Lowe's, la segunda cadena más grande de tiendas que venden artículos para la construcción y remodelación de hogares, indicó que contratará de 8 mil a 10 mil empleados para los fines de semana, anticipándose a un incremento de las ventas al terminar el invierno. Los dos mayores fabricantes de vehículos automotores también tienen planes de expansión. Ford contratará a más de 7 mil trabajadores a lo largo de los próximos dos años, y General Motors añadirá un tercer turno y unos 750 empleos en su planta de ensamblaje en Flint, Michigan.

Washington

Ver comentarios