Enviar
Socialcristianos continuarán presentando mociones de reiteración para incluir al Banco Popular dentro del beneficio
Ayuda bancaria se estanca más

Carlos Jesús Mora
[email protected]


El proyecto de ley que persigue capitalizar a tres de los bancos estatales no se aprobaría hasta finales de la semana entrante.
A pesar de que el pasado lunes se aprobaron sesiones extraordinarias para avanzar en su discusión en el Congreso, el Partido Unidad Social Cristiana (PUSC) anunció que continuará presentando mociones de reiteración en los dos días que aún quedan posibilidades de hacerlo.
De este modo, hoy la agrupación presentaría “varias” mociones, una vez discutidas en comisión y conocido el informe en el Plenario —el viernes— los rojiazules presentarían más, todas en el sentido de incluir al Banco Popular de Costa Rica dentro del plan, así lo advirtió Lorena Vásquez, jefa de fracción del PUSC.
“Vamos con esto hasta el final, vamos a usar el reglamento, no a abusar de él. Yo estoy a favor de esta iniciativa, pero no debemos esperar que el Banco Popular esté en problemas para ayudarlo, esta entidad debe ser tomada en cuenta”, dijo Vásquez.
El resto de las bancadas se oponen a esta iniciativa, pues comparten la apreciación del Gobierno sobre que el Popular goza de un solvente patrimonio para hacerle frente a la crisis económica mundial.
La inyección de fondos a los tres bancos estatales busca aumentar la suficiencia patrimonial de estos, es decir, hacerlos contar con un respaldo lo suficientemente grande para que no se infrinja la normativa que señala el monto máximo que una entidad puede colocar.
Los Bancos Nacional y de Costa Rica recibirán ambos $50 millones y el Crédito Agrícola de Cartago $17 millones, todos los fondos provienen del superávit del Ministerio de Hacienda.
Los tres bancos estatales que recibirían los recursos cuentan con un patrimonio de ¢480.345 millones con corte a octubre de 2008, por lo que esa capitalización representa el 13,73% de ese patrimonio.

Ver comentarios