Autos italianos atraen a coleccionistas
Enviar
Autos italianos atraen a coleccionistas

Un Lamborghini que perteneció a Paul McCartney podría alcanzar $200 mil en la medida que los admiradores de los Beatles y los coleccionistas de autos se sienten atraídos por una subasta de automóviles en el Reino Unido.
El 400GT 2+2 figura en la venta anual de Bonhams en el Festival de la Velocidad Goodwood en West Sussex el 1 de julio. Los comerciantes dijeron que los autos del fabricante italiano se han vendido bien, aunque el precio del automóvil podría deberse a su pertenencia.

Los autos deportivos excepcionales están logrando precios récord, dijeron los comerciantes. McCartney fue el primer comprador del auto, según libros sobre la marca italiana. El vehículo era originalmente color naranja, como correspondía a un auto fabricado en 1967, el año del “Sargento Pepper” y el Verano del Amor. Ingresado por un coleccionista de Suffolk que lo compró en 1979, se estima formalmente que alcanzará entre 100 mil y 120 mil libras.
“A los coleccionistas siempre les gusta comprar los autos con los que crecieron”, dijo Dietrich Hatlapa, fundador de Historic Automobile Group International (HAGI), una empresa de investigación con sede en Londres. “Ha habido un cambio generacional y los ricos de 40 y 50 años ahora hacen subir los precios de los modelos deportivos de los años 1960 y los Setenta”.
En octubre, RM Auctions vendió un Lamborghini Miura SV de 1972, cuyo primer dueño había sido el cantante Rod Stewart, por 694.400 libras ($1,1 millones) cuando el pronóstico más alto era de 560 mil libras.
McCartney probablemente no conservó el auto más de tres años, según Stewart Skilbeck, especialista en vehículos de Bonhams, aunque no se guardó la documentación original.
El 400GT de cuatro plazas fue el segundo modelo creado por el industrial italiano Ferruccio Lamborghini, que comenzó a fabricar autos deportivos en competencia con Ferrari en 1963.
El diseñador de autos italiano, Bertone SpA, ingresó alrededor de media docena de autos de su colección empresaria, entre otros el prototipo del Lamborghini Marzal de 1967 que condujeron el príncipe Raniero y la Princesa Grace al comienzo del Gran Premio de Mónaco de ese año. Se vendió por 1,5 millones de euros ($2,2 millones) con comisiones incluidas contra una estimación de 1,5 millones de euros a precios de martillo. La subasta de 32 lotes recaudó 23 millones de euros, en tanto el Lamborghini fue uno de los seis autos que alcanzaron más de 1 millón de euros, dijo RM.
“Si bien el volumen de negociación es saludable, no ha habido nada demasiado destacado en términos de resultados individuales”, dijo Hatlapa. El índice HAGI de los Top 50 de automóviles clásicos excepcionales subió 0,82% en abril con Ferrari identificado como el principal ganador. El índice creció 1,1% desde el comienzo de 2011, dijo el Historic Automobile Group International.
“Ferrari sigue funcionando bien”, dijo Hatlapa. “El auto ya es el equivalente de Warhol en el mercado del arte. La gente quiere poner su dinero en bienes tangibles y no quiere correr riesgos. Busca nombres de primera categoría”.

Londres

Ver comentarios