Enviar
Aumentan producción y exportaciones mexicanas de autos

Las filiales mexicanas de los gigantes automotrices registraron cifras récord en 2010 con una producción de 2,26 millones de automóviles y exportaciones de 1,8 millones de unidades, que supusieron alzas del 50% y 52%, respectivamente, respecto a 2009, informaron ayer fuentes del sector.
La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) también dio a conocer que la producción entre enero y diciembre del año pasado supera en un 7,5% a la registrada en 2008 y en un 14,4% las exportaciones en ese mismo año, cuando se registró el mayor nivel antes de la crisis mundial.
“La producción en México creció de manera importante como resultado de altos niveles de exportación”, destacó AMIA en un comunicado, y subrayó que aunque la producción y exportación hayan alcanzado niveles récord, “la tendencia debe tomarse con cautela debido a la incertidumbre en la recuperación de nuestros principales mercados”.
Las exportaciones de autos en 2010 sumaron 1,85 millones de unidades, de los cuales el 68,7% se enviaron a Estados Unidos, el 11,1% a los países latinoamericanos, el 9,2% a Europa, un 7,7% a Canadá, y el restante a otras regiones.
La nota de la AMIA destaca el incremento del 45,3% de las exportaciones de autos ensamblados en México en el mercado de Estados Unidos que supuso el 31% de las importaciones estadounidenses de vehículos, solo superado por las procedentes de Japón.
El organismo que agrupa a las automotrices instaladas en México, aclaró que los resultados en el mercado interno no muestran signos de recuperación sólida.
“La demanda de vehículos nuevos en México cerró en niveles inferiores a los que se tuvieron antes de la crisis y el resultado acumulado refleja un 20% abajo del nivel de ventas de 2008”, precisó la AMIA.
Agregó que la industria continuará trabajando con las autoridades mexicanas para impulsar el mercado interno cuyo potencial es superior al 1,8 millones de unidades.
Indicó también que la importación de unos cinco millones de autos usados en los últimos cinco años ha tenido efectos negativos al incrementar el parque vehicular con unidades contaminantes, inseguras y con alto consumo de combustible.
En México están instaladas plantas ensambladoras de grandes fabricantes como Chrysler, Ford, General Motors, Honda, Nissan, Toyota y Volkswagen.

México
EFE


Ver comentarios