Enviar

La CCSS necesita un plan de acción inmediato para que su red hospitalaria vuelva a brindar servicios de calidad como lo hiciera tiempos atrás

Atender la salud del capital humano

Costa Rica debe hacer el esfuerzo necesario para poner al día su sistema de salud, es decir, la red hospitalaria de la Caja Costarricense de Seguro Social. Esta necesita una atención inmediata y un plan, que se haga de público conocimiento, para resolver los graves problemas que afectan hoy a la institución y cuya única razón de ser es una mala administración en las últimas décadas.
Una persona enferma no puede trabajar o al menos no lo hará desplegando todo su potencial. Por otro lado está claro que son pocos los que pueden acceder a los servicios privados de salud. Un país en esas condiciones está en clara desventaja. Esto, que parece una verdad de Perogrullo, afecta negativamente sin embargo en muchos países que no han logrado aún tener una cobertura universal en salud para su población.
En Costa Rica, donde tuvimos gobernantes visionarios que crearon la CCSS, llevamos terreno ganado gracias a eso, pero no hemos contado en estos tiempos con la misma voluntad y visión para actualizar lo necesario y que la institución vuelva a brindar, como lo hizo durante muchos años, atención médica oportuna y de buena calidad.
Hoy mueren costarricenses por falta de atención a tiempo, por esperar meses para que les sea realizado un examen, por falta de médicos, de equipos y de otros profesionales o técnicos del sector, mientras patronos morosos deben gigantescas sumas a la institución, para poner solo un ejemplo entre varios problemas que atentan contra la buena atención.
Si no hay mecanismos eficientes para cobrar las cuentas en la CCSS, se deberían haber creado. Así mismo las plazas para acabar con las listas de espera y los equipos suficientes para hacer los exámenes a tiempo. No hay nada que impida el buen funcionamiento de esa institución como no sea la falta de voluntad política para emprender las medidas correctivas.
Ver comentarios