Logo La República

Martes, 13 de noviembre de 2018



MAGAZINE


Artes se despiden del Sur

Carolina Barrantes [email protected] | Sábado 04 abril, 2009



Artes se despiden del Sur

Hoy finaliza la octava edición del Festival Nacional de las Artes con música, teatro y circo

Carolina Barrantes
[email protected]

Luego de llevar alegría, fiesta y mucho talento a Pérez Zeledón y Palmar Sur durante más de una semana, el Festival Nacional de las Artes dirá adiós hoy en medio de lo que mejor hace, un amplio despliegue artístico.
El magno encuentro cultural, que se efectúa en su octava edición, tiene preparadas para su cierre presentaciones de música contemporánea y típica, así como espectáculos circenses, de títeres y mucho teatro.
En la sede central del evento la ciudad generaleña, los primeros que amenizarán la jornada serán los grupos Ticotíteres, Fantazz-ticos y la Cimarrona La Musa de El General, quienes incluirán hasta mascaradas en sus puestas.
A ellos les seguirán Aráknido y Panchorizo, Ensamble Clásico y Jazzístico del Conservatorio y el Mariachi San Isidro, que iniciarán el despliegue musical del cierre del festival.
El entretenimiento sobre las tablas estará a cargo de 4Pelos y Teatro Archipiélago, ya que presentarán los trabajos “Kyon” y “El Laberinto de las Mariposas”, respectivamente.
Mientras que Son de Tikizia será el encargado de cerrar con su salsa y broche de oro el festival en Pérez Zeledón.
En Palmar Sur, por su parte, no habrá mucha diferencia en cuanto a la programación final, a excepción de que se efectuará un festival de cortometrajes ambientales y del reconocido actor inglés Charlie Chaplin.
De igual forma, los grupos Bambú y Jirondai Kugwe presentarán música para jugar y otra pasada en historias ancestrales.
El FNA inició desde el 27 de marzo y contó con la participación de cerca de 2 mil artistas nacionales, de ellos un 70% es originario del sur del país.
Además, los grupos Madsen de Alemania, 4to Poder de Venezuela y Steammer & Fly One de México, impusieron su talento y marcaron la primera ocasión en que el encuentro tico cuenta con representantes extranjeros.
El festival tuvo un costo de ¢320 millones, que fueron aportados en su mayoría por el Ministerio de Cultura, seguido por el Banco Nacional.