Logo La República

Domingo, 20 de septiembre de 2020



GLOBAL


Arrecian combates en Damasco

EFE | Viernes 14 diciembre, 2012

Las zonas fronterizas de Siria son escenarios día a día de los desplazamientos de sus habitantes hacia otros países. Hoy llega a medio millón la cantidad de refugiados. AFP/La República


Arrecian combates en Damasco

Al menos 24 personas, la mayoría menores y mujeres, murieron  ayer y medio centenar resultaron heridas por el estallido de dos coches bomba en la periferia de Damasco, al día siguiente de que el Ministerio sirio del Interior fuera blanco de un atentado.
La primera explosión tuvo lugar cerca del colegio Mijail Samaan de la localidad de Qatana, 20 kilómetros al suroeste de la capital, y causó dieciséis muertos, entre ellos siete menores, y veintitrés heridos.
La explosión causó daños en vehículos, tiendas y edificios colindantes, según la agencia de noticias oficial siria, Sana, que mostró imágenes de la fachada de un inmueble próximo que resultó completamente destruida por el estallido.
Una fuente del hospital Jaled Saqa Ameni, en el que fueron ingresadas las víctimas, señaló que la mayoría de los heridos son menores y mujeres, algunos de los cuales se encuentran en estado grave.
Horas después, un segundo coche bomba estalló en la localidad de Yodeidat al Fadl, en la periferia de Damasco, donde fallecieron ocho personas, entre ellas tres mujeres y dos niñas, y 33 resultaron heridas, según Sana.
De esta explosión también informaron los opositores Comisión General de la Revolución Siria y los Comités de Coordinación Local, que elevaron la cifra de víctimas mortales a diecisiete.
Mientras que la agencia acusó del atentado a "grupos terroristas", como se suele referir a la oposición armada, la Comisión apuntó que detrás del estallido del coche bomba están los "shabiha" (milicianos progubernamentales).
Por el momento, ningún grupo se ha atribuido estos ataques, que se producen al día siguiente de que tres explosiones en la sede del Ministerio del Interior causaran cinco muertos y 23 heridos.
La víctimas en ese atentado fueron civiles y personal del Ministerio, aunque tanto el ministro, Mohamed al Shaar, como otros cargos del departamento salieron ilesos.
De las explosiones contra el Ministerio del Interior asumió ayer la autoría el extremista Frente al Nusra, que combate al régimen del presidente sirio, Bachar al Asad, y ha asumido la autoría de otros atentados similares.
Tras matar a varios efectivos de seguridad, los terroristas hicieron detonar cinturones de explosivos adosados a sus cuerpos, y poco después estallaron los coches bomba por control remoto.
En los últimos meses se han sucedido las explosiones de artefactos o coches bomba en Siria, sobre todo en Damasco y sus alrededores, de los que el régimen siempre ha acusado a "grupos terroristas".

Damasco/EFE





© 2020 Republica Media Group todos los derechos reservados.