APM moverá hasta 5 mil contenedores diarios
En estos momentos ya hay un avance de un 45% en las obras de construcción de la isla artificial de 80 hectáreas, donde estará la nueva Terminal de Contenedores de Limón. Cortesía APM/La República
Enviar

Las seis grúas pórticas que se colocarán en la primera fase de operación de la Terminal de Contenedores de Moín (TCM), implicarán un aumento considerable en la atención de la carga que hoy tiene el país y al mismo tiempo hará que exportar sea hasta un 40% más barato.

Unos $140 millones para la compra de grúas pórticas y de patio, invertirá la empresa APM Terminals para operar la nueva TCM a partir de 2018.

Mientras que Japdeva moviliza unos 24 contenedores por hora con su única grúa, la TCM tendrá capacidad para hacer hasta 38 movimientos cada 60 minutos, en cada una de sus seis grúas, “una vez que se den las condiciones y el entrenamiento”, de acuerdo con Kenneth Waugh, gerente general de APM Terminals.

Esto implica que la TCM podrá movilizar unos 5.472 contenedores al día cuando trabaje a plenitud, mientras que Japdeva a penas movilizaría unos 576 contenedores.

“El muelle es una plataforma que debe estar alineada perfectamente; mientras que la protección que se le da con el rompeolas es fundamental para que el barco no se mueva y así las grúas se vuelven más eficientes. Cuando puedan bajar de manera milimétrica, podrán hacer más movimientos, aumentando la capacidad”, agregó Waugh.


Se estima que la nueva Terminal de Contenedores de Moín reducirá en un 40% el costo del comercio, de acuerdo con un estudio de la Academia de Centroamérica, que cita los ejemplos de la exportación de dispositivos médicos y la piña, que tendrían una reducción de un 14% y un 15% respectivamente.

Por otra parte, con la TCM habrá una mayor actividad comercial, y Limón agregará unos $210 millones adicionales en el PIB para 2018, mientras que el comercio aumentará en un 23%, cita el estudio.

Otro elemento fundamental es que con la entrada en operación de APM, Japdeva empezará a cobrar un canon que irá aumentando a lo largo de los años, conforme la empresa incremente su volumen de carga.

Al cabo de los 30 años que dure la concesión, Limón habrá recibido unos $1.000 millones como parte del peaje, que en principio se invertirían en obras para la provincia caribeña.

En estos momentos, ya hay un avance de un 45% en las obras de TCM y no se prevé ningún atraso para su inicio de operación en enero de 2018.

Aunque Japdeva parece estar muy rezagado en la lucha por la competitividad, esto no significa que vaya a desaparecer, aseveró José Aponte, gerente administrativo de la institución.

Esto porque el contrato de concesión excluye a APM de atender carga multipropósito, además de carga general, mixta y a granel, las cuales seguirán siendo atendidas por Japdeva.

“Hablamos de ser competitivos en el tipo de carga que le corresponde a cada uno. En términos generales, aproximadamente un 48% de lo que se exporta e importa en Limón, quedará en nuestras manos y el resto en APM. Para mantenernos, estamos visualizando la compra de dos nuevas grúas pórticas”, aseveró Aponte.


IMPACTO PORTUARIO


Conforme pasen los años la capacidad de atención de contenedores en la TCM irá aumentando, paralelamente, los ingresos de APM Terminals se dispararán, así como el canon que recibirá Japdeva para impulsar obras de desarrollo en Limón (contenedores en millones; ingreso y canon en millones de dólares)

Año Contenedores Ingreso Canon
2018 1,4 166 12
2020 1,6 200 15
2025 2,5 306 23
2030 3,5 427 32
2035 4,5 552 41
2040 5,5 674 50
2045 6,6 810 60

Fuente APM Terminals

Ver comentarios