Analistas apuestan por caída de tasas
Enviar
Analistas apuestan por caída de tasas

Nueva York -- Ben S. Bernanke, presidente de la Reserva Federal, criticado por la primera caída del empleo en cuatro años, se verá obligado a reducir los tipos de interés al menos dos veces este año, según una encuesta entre economistas.
La inesperada debilidad del mercado laboral, que ha ayudado a que la expansión sobreviva a la crisis de la vivienda, obligará a los responsables de la Fed a dejar de lado sus preocupaciones sobre la inflación. La Fed bajará su tipo de referencia en un cuarto de punto al 5% la semana próxima, y después lo reducirá al 4,75% en el cuarto trimestre, según la mediana de previsiones de 66 analistas en la encuesta mensual de Bloomberg.
“A los efectos de encontrar una salida ante el riesgo real de una recesión, creo que la Fed tiene que bajar los tipos”, dijo Carl Tannenbaum, economista jefe en LaSalle Bank, en Chicago. “Un mercado laboral fuerte ha sido la base para mucho de lo que ha andado bien en la economía y la razón por la que muchos de nosotros pensábamos que la economía podía atravesar la tormenta”.
El clamor para suavizar la política monetaria se extiende más allá de Wall Street, al Capitolio, después de que el departamento de Trabajo informara el viernes que los empresarios redujeron 4 mil empleos en agosto. El presidente del Comité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes, Barney Frank, ha pedido un “significativo” recorte de tipos. Hasta entonces, las críticas del representante demócrata se limitaban a la regulación bancaria.
“Necesitamos que los tipos de interés sean más bajos para estimular a la economía”, dijo en una entrevista el tesorero de AFL-CIO, el mayor sindicato de Estados Unidos.
Economistas de Barclays Capital Inc. abandonaron su predicción de que el banco central mantendría los tipos de interés hasta junio. La entidad ahora ve recortes en las tres próximas reuniones, y redujo a la mitad sus previsiones de crecimiento para el cuarto trimestre al 1,5%.
El crecimiento se desacelerará a un ritmo anual del 2,2% en el cuarto trimestre, 0,4 puntos porcentuales menos que los predicho el mes pasado, según la mediana de la encuesta. El sondeo se realizó entre el 30 de agosto y el 7 de septiembre, y más de dos tercios de las respuestas se formularon después de conocidos los datos del departamento de Trabajo.
El crecimiento económico ya estaba proyectado que se iba a desacelerar desde la tasa anual del 4% del segundo trimestre. El repentino aumento de los costes de financiación para las empresas y los particulares que siguió al colapso del mercado de hipotecas de alto riesgo llevó la confianza del consumidor en agosto al mínimo de dos años. El consumo privado representa alrededor de dos tercios del PIB de Estados Unidos.
Un miembro de la Fed expresó su escepticismo sobre la necesidad de bajar los tipos, aún después de la caída del empleo. Charles Plosser, presidente del banco de la Fed de Filadelfia, dijo que él aún tiene que decidirlo. `Queremos ser cuidadosos para no sobredimensionar una parte de la información”, dijo en una entrevista el pasado día 8.
Alice Rivlin, una ex vicepresidenta de la Fed y ahora académica en el Brookings Institution, en Washington, dijo que la economía está desacelerándose “pero no es un desastre”.
“Todo el mundo en Wall Street quiere un recorte de tipos, pero todo el mundo de Wall Street siempre lo quiere”, dijo en una entrevista. “No creo que la Fed le preste atención”.

Ver comentarios