Enviar
Retardo generaría caída en exportaciones y futuras inversiones a juicio de representantes del sector
Agroexportadores se suman a presión por Cafta

Natasha Cambronero
[email protected]

El retraso generado en la aprobación del Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica y Estados Unidos (Cafta) ha generado preocupación en el sector agroexportador del país, el cual se sumó a la presión para que se aligeren los trámites.
La inquietud radica en que el retardo ocasionaría la caída de algunas exportaciones y podría obstaculizar el ingreso de nuevas inversiones.
Algunos productos que tendrían este tipo de inconvenientes son el aceite, el jugo de naranja y la carne de cerdo, los cuales no podrían ingresar a Estados Unidos con los precios pactados inicialmente.
“Las repercusiones tal vez no se den de forma inmediata, pero nos ponen contra la pared del tiempo, hay responsabilidades que se deben cumplir, lo mismo con los sueldos y los empleos”, afirmó Alvaro Sáenz, presidente de la Cámara Nacional de Agricultura y Agroindustria.
De igual forma, la pérdida de futuras inversiones extranjeras directas que podrían llegar al país es otra de las preocupaciones que tiene el sector.
Esto en razón de que se esperaba el ingreso de nuevas empresas multinacionales que llegaran a aumentar la producción de algunos bienes, con la aprobación del tratado.
Sin embargo, el sector pide la pronta resolución y que no se busquen culpables, sino responsables, para que no se pierda el trabajo que ha venido realizando en los últimos cuatro años con miras al Cafta.
“Se debe resaltar que la Sala IV no encontró vicios de fondo en el proyecto, sino problemas en el procedimiento, el cual resulta corregible; debe hacerse rápidamente para no perder totalmente las posibilidades de implementar el acuerdo comercial ni crear inestabilidad jurídica a la inversión nacional y extranjera”, concluyó Sáenz.
Ver comentarios