Acusan a expresidente salvadoreño de corrupción
El proceso ha incluido indagaciones en Costa Rica, Bahamas y Miami, donde supuestamente el expresidente Francisco Flores ha tenido cuentas bancarias. AFP/La Republica
Enviar

Acusan a expresidente salvadoreño de corrupción

El expresidente Francisco Flores, cuyo paradero se desconoce, fue acusado ayer ante la Justicia en el primer proceso contra un exgobernante de El Salvador por presunta corrupción, por $15 millones donados por Taiwán.
La Fiscalía General de la República (FGR) acusó a Flores ante el Juzgado Primero de Paz de San Salvador, al que le pidió ordenar la captura del exmandatario, quien gobernó el país en 1999-2004 por el ahora partido opositor Alianza Republicana Nacionalista (ARENA).
"Estamos solicitando al juez que decrete instrucción formal con detención provisional contra el expresidente Flores" por peculado, enriquecimiento ilícito y desobediencia, declaró a periodistas el jefe de la Unidad de Delitos Financieros de la FGR, Tobías Menjívar.
Explicó que "son $15 millones  " los que engloban los delitos de peculado y enriquecimiento ilícito de que se acusa a Flores, cuyo escándalo estalló a finales de 2013 tras denuncias públicas del actual presidente salvadoreño, Mauricio Funes.
El fiscal general, Luis Martínez, detalló ayer en entrevista con Telecorporación Salvadoreña que el presunto enriquecimiento ilícito de Flores es por $5,3 millones y aseguró que la FGR comenzó su investigación antes de las denuncias de Funes.
Hasta ahora, ningún otro expresidente salvadoreño había sido acusado ante la justicia por presunta corrupción u otros delitos.
Flores reconoció el 7 de enero ante la comisión legislativa que recibió millonarias donaciones de Taiwán en cheques a nombre suyo, al margen de las cuentas públicas, aunque sostuvo que eran para obras y actividades de su Gobierno.
Esos dineros "simple y sencillamente los recibí de parte de una persona que era el presidente de Taiwán (Chen Shui-bian) y me los entregaba a mí", admitió Flores, y reveló que sólo en ayuda por los terremotos de 2001 fueron "unos 15 a 20 millones" de dólares.
Pero esos fondos no fueron "para ninguna cuenta pública, no los recibí adentro de ningún convenio de cooperación", reconoció Flores, cuya declaración fue considerada por Funes y sectores políticos como una "confesión extrajudicial".
Chen Shui-bian, cuyo mandato fue en 2000-2008 y coincidió con el de Flores, está preso por corrupción desde 2009 en Taiwán.
En su informe presentado el 25 de febrero, que carece de peso judicial, la comisión legislativa involucró a Flores en la supuesta apropiación de unos $70 millones procedentes de Taiwán.
Tras comparecer ante la comisión el 7 y el 28 de enero, Flores no acudió a una nueva cita el 30 de ese mes, por lo que los diputados pidieron a la Policía obligarlo a ir a declarar, sin que hasta ahora haya sido localizado, según las autoridades.
Menjívar aclaró que la ausencia del exgobernante no impedirá por lo menos la apertura del proceso en el juzgado en los próximos días.
Martínez señaló que "sigue en desarrollo esta investigación", que "no termina" todavía porque "son casos muy complejos", y refirió que el proceso ha incluido indagaciones en Costa Rica, Bahamas y Miami, donde supuestamente Flores ha tenido cuentas bancarias.
Funes aseguró el sábado que la Fiscalía costarricense confirmó que Flores tenía cuentas en ese país.
Flores está suspendido desde finales de febrero como miembro de ARENA a raíz del escándalo, que Funes aireó con base en un informe del Departamento del Tesoro de Estados Unidos.

San Salvador/EFE

 

Ver comentarios