Enviar

Ningún candidato supera la cifra de los no votantes

Abstencionismo, más fuerte que Solís y Araya

Electorado dividido decidirá en segunda ronda

Si los abstencionistas fueran un movimiento político, serían los ganadores de la elección en primera ronda y los favoritos para alzarse en victoria el próximo 6 de abril.

201402282330460.n4.jpg
Ni Luis Guillermo Solís ni Johnny Araya. Por primera vez en la historia nacional, el abstencionismo supera el porcentaje de apoyo de los candidatos presidenciales. Arte Jean Carlo Castro/La República
Por primera vez en la historia electoral de nuestro país, la cifra de abstencionistas es superior a la de los votantes por cualquier candidato presidencial.
Tras el conteo manual de cada una de las mesas, el 30,6% del PAC, así como el 29,7% del PLN, son superados por el 31,8% que no votó el primer domingo de febrero.
Este bloque podría dividirse en varios subgrupos, según los expertos. Unos, desencantados por la política en general, hacen un vínculo del político con la corrupción, transformando este rechazo en silencio en las urnas.
Por otro lado, existen quienes se abstienen de votar porque el sistema no les satisface.
“Elegimos pero no seleccionamos, mucha gente cree que la democracia no es tan representativa como se plantea”, explicó Gustavo Araya, analista político.
También, a este grupo se deben añadir quienes consideran que su vida no cambiará por una elección presidencial.
“Este desligue con la política les hace pensar que siempre tendrán que ir a trabajar, siempre tendrán que esforzarse y conseguir las cosas de manera individual, independientemente de quien llegue a la Presidencia”, comentó Araya.
Aparte del creciente descrédito hacia la clase política, un electorado dividido en su visión de país impide que algún partido político se consolide como una mayoría dominante.
201402282330460.n44.jpg
Este fenómeno se replica en el Congreso, donde cada partido deberá buscar alianzas con otros, ante la ausencia de una gran mayoría.
“No existe en estos momentos un personaje o partido político que logre aglutinar una fuerza representativa, debido a esta diversidad de criterios políticos. Todos son partidos minoritarios”, comentó Claudio Alpízar, analista político.
Se ha dado la pérdida de caudal electoral del PLN a favor de otras fuerzas políticas, en donde ahora se ve superado por el PAC y amenazado por el crecimiento del Frente Amplio y el renacer del PUSC, agregó Alpízar.
Por su parte, todos los partidos experimentaron un desplazamiento de votos presidenciales hacia los votos diputadiles, en donde destacó que el Frente Amplio fue el único movimiento con armonía en su respaldo al candidato presidencial y a los candidatos a diputados, dijo por su parte Vladimir de la Cruz, analista.

Luis Fernando Cascante
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios