Enviar
¿A dónde se fue la energía?
Revisar constantemente el email o el desorden en su escritorio puede causarle un bajonazo a su vitalidad

Melissa González
[email protected]

El desorden le puede causar agotamiento con solo mirarlo, o revisar constantemente los correos electrónicos lo puede llevar a perder la vitalidad, aunque usted no lo note.
Estos pequeños detalles tienen a su vez soluciones sencillas y casi sin darse cuenta será más productivo y al final de día no quedará exhausto.
En la casa, según una nota publicada en el sitio yahoo.com, el desorden visual hace que usted se sienta más cansado, por lo que se recomienda no acostarse hasta dejar la cocina limpia, o evitar acumular muchos artículos en la puerta de la refrigeradora.
Dentro de una organización, este “desorden” puede ser más organizativo, como no saber cuál es la misión de su puesto.
“Los líderes asumen que su personal tiene claro qué se espera de él en la empresa. No comunicar ese norte está entre las principales razones de la disminución de la vitalidad, pues el colaborador se esfuerza por cumplir con lo que cree que es importante y no recibe aprobación”, comentó Patricia Reynolds, directora de Desarrollo Organizacional del Grupo Purdy Motor.
Una de las recomendaciones es que antes de que el colaborador llegue a su puesto, dedique tiempo a la inducción.
Otro factor que puede hacerlo llegar sin energía a su casa es no contar con los recursos para la gestión que se desempeña, a criterio de Reynolds.
“Escuche a su personal a cargo, capacítelo, salga de su oficina y conozca lo que hace su gente”, comentó.


Succionadores de energía

Ser adicto al correo electrónico
Si usted continuamente detiene lo que está haciendo para revisar y responder sus correos electrónicos y sus mensajes de voz, su atención se diluirá, esto le dejará un sentimiento agotador. Lo que puede hacer es desconectarse de ellos en sus horas más productivas.

Desorden visual
A veces vivir o trabajar en espacios cerrados llenos de cosas crea un desorden mental que puede generar ansiedad. Haga su mayor esfuerzo para limpiar y así sus ojos pueden descansar.

El aburrimiento
Estar en el escritorio sin hacer una tarea porque es monótona puede crear aburrimiento y falta de motivación. Una herramienta para que esto afecte su vitalidad es contar con la ayuda de un amigo o compañero de trabajo, llámelo y dígale que en una hora tendrá listo ese reporte, o simplemente propóngase la meta en su mente.

Un poco de aire
Dedique al menos diez minutos a respirar aire fresco, y dentro de su oficina coloque plantas. En la casa se recomienda dejar los zapatos fuera porque usted está llevando no solo la suciedad, sino también otros químicos dañinos.

Fuente: yahoo.com


Patricia Reynolds
Directora de Desarrollo Organizacional del Grupo Purdy Motor

“Los desperdiciadores de tiempo en una cultura organizacional restan vitalidad en el trabajo: reuniones mal planificadas, jefaturas que pasan por encima de las agendas de su personal, correos electrónicos excesivos en los que se copia a gente que no aporta mucho y temas manejados por vía electrónica que requieren reuniones. Lo mejor es que se capacite y capacite a su personal en planificación. Las empresas son responsables por cualquier minuto desperdiciado de su personal a cargo”.




Alex Arias
Gerente de Ventas
Royal Caribbean, Celebrity & Azamara Cruises Central America IR


“Siempre he sido una persona muy ordenada, mantengo el archivo en orden, de tal manera que si me solicitan algo solo sea cuestión de abrir la gaveta y listo. O bien, pensar que cada día al irme a mi casa el escritorio queda limpio y lo deseable es que todos los pendientes del día hayan sido cubiertos en totalidad. El hecho de saber que al día siguiente pueda llegar a mi oficina y ver el escritorio con tanto papel o en desorden o con muchas cosas por archivar me resta vitalidad, y no solo eso, sino que de solo ver tanto papel me quita toda la motivación incluso para hacer el arranque del día”.
Ver comentarios