A la guerra con Farinha
El portugués Guilherme Farinha buscará demostrar para qué llegó a la institución eriza. Archivo/La República
Enviar

No es cualquiera quien tiene la capacidad de tomar un equipo al borde de la miseria, y lo catapulta a la pelea por el título, el técnico Alajuelense, muy a su estilo, le dio personalidad a una Liga que quiere rugir y alimentarse en la Cueva.

El equipo erizo que visitará a Saprissa en la fecha 19 del campeonato nacional es muy distinto al que cayó en casa 1-2 hace dos meses y el motivo principal tiene nombre y apellido y cierta dosis de locura.

Guilherme Farinha besó el escudo y afirmó desde su llegada al club de sus amores, que haría todo lo que esté en su poder para levantar la ansiada 30.

Y lo ha hecho, el equipo tiene nueva cara, al menos personalidad para jugar y apuesta a un esquema que ha repetido a lo largo de los encuentros.

Su tridente conformado por Ortiz, Woodly y McDonald le ha producido frutos, además que le dio continuidad a su plantel estelar. Principalmente las lesiones y sanciones lo obligaron a rotar fichas pero no el sistema.

Giacone nunca definió una idea de juego clara, rotó en demasía y pagó caras sus indecisiones.

Además, la autoridad, carácter pero principalmente el sentimiento humano hacia sus jugadores, motivó a una planilla que está más que viva para pelear por una estrella más.

El técnico tiene la capacidad de entrar en la mente de sus jugadores y hacerlos visualizar un objetivo y sin dudas la charla técnica previa al juego tendrá mucha emoción y coraje.

"No hay un jugador mío que pueda temblar en el Saprissa, tenemos que ser guerreros, tenemos que ser hombres de barba, que no tengan ningún miedo”, afirmó Farinha.

Su personalidad no le permite ir a especular y esperar un resultado. En la alineación fueron pocos los cambios que realizó, y dependiendo del rival, utilizó a Woodly en vez de Madrigal, y en la retaguardia, siempre mantuvo su línea de tres hombres. Todo indica que Cummings será quien supla a Salvatierra por la derecha.

Esto será un aspecto difícil de tratar para Alajuelense, porque sobre esa misma banda corre Daniel Colindres, el saprissista más peligroso en ataque y quien genera la mayor cantidad de oportunidades moradas.

A partir de ahí, la astucia que tenga el timonel para contrarrestar a este jugador será vital.

La principal duda que genera el técnico es la fórmula para ganar. En los partidos anteriores cambió su versión de ataque, por momentos utilizando a Ortiz y McDonald solitarios arriba, o sumándole a Woodly, o cambiando a este último por Madrigal.

En fin, el Clásico será la ventana que muestre de qué está hecho este nuevo Alajuelense de cara a la cuadrangular y saber si la 30 será el fantasma un año más o si será este que recupere su puesto en el trono.


Jornada 19


Sábado 29 de octubre
Belén-UCR
Estadio Rosabal Cordero, 5 p.m.

Saprissa-Alajuelense Estadio Ricardo Saprissa, 8 p.m.

Domingo 30 de octubre
Liberia-Carmelita
Estadio Edgardo Baltodano, 11 a.m.

Pérez Zeledón-Cartaginés Estadio Municipal Pérez Zeledón, 11 a.m.

Herediano-San Carlos Estadio Rosabal Cordero, 11 a.m.

Santos-Limón FC Estadio Ebal Rodríguez, 2 p.m.

Ver comentarios