Unión entre géneros es símbolo de éxito
Danniza González, Lourdes Morales, y Leda de Garino, de Walmart, fueron algunas de las mujeres premiadas por ser líderes en su campo, así como aportar valor a su empresa. Esteban Monge/ La Repúblic
Enviar

Participación femenina es sinónimo de productividad empresarial

Unión entre géneros es símbolo de éxito

Premio Factor f+m de Amcham se entregó ayer a mujeres y hombres líderes en sus compañías

Sumar mujeres a los puestos de decisión, así como aprovechar los talentos que ambos géneros pueden ofrecer, es la fórmula clave para tener una organización exitosa.
Sin embargo, todavía muchas empresas tienen solo hombres en puestos directivos. A las mujeres, en igualdad de condiciones laborales, se les paga un 37% menos que a los hombres, revela el Fondo Monetario Internacional.
Dar un impulso a que las empresas tengan entre los puestos de toma de decisiones a mujeres, así como destacar a aquellas que son líderes en sus campos, son los objetivos del premio Factor f+m que otorgó la Cámara Costarricense-Norteamericana de Comercio.
Esto para reconocer a mujeres que sirven como modelos a seguir, así como a hombres que están haciendo diferencia en el acceso de ambos géneros a puestos de liderazgo.
En Estados Unidos, las compañías que tienen más personal femenino, registran un rendimiento un 53% mejor que aquellas con menos mujeres, según el índice de la revista Fortune 500.
Estas empresas complementan las características personales que tienen ambos géneros, para lograr una mejor productividad.
Por ejemplo, estudios demuestran que las mujeres son más analíticas, disciplinadas y ordenadas que los hombres, pero los varones lo complementan con el pragmatismo, la rapidez y la practicidad en la toma de decisiones primordiales.
Las organizaciones que toman lo mejor de cada uno de ellos, trabajan más en equipo, y logran mejores relaciones internas y mejores resultados.
Las mujeres muchas veces deben vencer los estereotipos que la sociedad se ha formado, en algunos casos prepararse más, y desempeñarse mejor que los hombres para llegar a puestos importantes en el mundo empresarial.
En muchos casos, las mujeres llegan a esos puestos por ayuda de hombres, porque ven en ellas potencial para lograr metas y objetivos empresariales.
Por ello se impulsa no solo que las mujeres crean que pueden hacerlo, sino que también los hombres pueden agregar por medio de ellas, esa visión femenina que las empresas requieren.
A pesar de la creciente participación femenina en la fuerza laboral, las mujeres siguen teniendo poco acceso a puestos gerenciales y de juntas directivas, especialmente en el sector privado.

201405292248160.n44.jpg

Raquel Rodríguez
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios