Enviar

Planifique sus ingresos versus sus gastos

Piénselo bien antes de independizarse

Salir de la seguridad de la casa de los padres tiene sus costos y recompensas

201309012152130.in4.jpg
Muchas personas toman la decisión de salir del hogar sin averiguar primero si podrán pagar todas las cuentas, explica Óscar Hidalgo, gerente de Coopeservidores. Archivo/La República
Independizarse de sus padres y vivir la libertad que genera tiene muchas cosas positivas, pero si no sabe en lo que se está metiendo puede significar un dolor de cabeza desde el punto de vista financiero. Antes de tomar una decisión de este tipo, se deben valorar principalmente los gastos, las cuentas por pagar y saber si está en capacidad de sufragarlos.
Lo primordial es contemplar un presupuesto mensual que le permita acomodarse en términos de su nuevo rol como jefe de hogar, así sabrá qué tanto puede gastar en el supermercado, en las salidas con los amigos o en los lujos.
En ese presupuesto tiene que contemplar lo que no estaba acostumbrado a pagar, como las cuentas de los servicios de agua, luz, teléfono, así como el alquiler o la cuota del banco —en el caso de haber comprado casa o apartamento por medio del crédito—, seguridad, impuestos, entre otras cosas.
“Muchas personas toman la decisión de salir del hogar sin averiguar primero si podrán pagar todas las cuentas y mantener el nivel de consumo, gastos, de acuerdo con sus ingresos mensuales”, explica Óscar Hidalgo, gerente de Coopeservidores.
Esta institución como parte de su estrategia de educación financiera, quiere asesorar a las personas que buscan la independencia con la prudencia del caso, así dan recomendaciones para que esta parte de la vida que es común en países desarrollados y hoy más en nuestro país, no se torne en un dolor de cabeza.
201309012157140.in44.jpg
Hay otros rubros que son más difíciles de calcular en el presupuesto, por ejemplo, contemple el aumento en el nivel de gastos como el tema de las tarifas de autobús, o de la gasolina, en especial si donde se mudó es una zona más alejada de donde usted estudia o trabaja.
Es importante tomar en cuenta qué gastos podría recortar de necesitarlo. En dado caso, recorte aquellos que dentro de su esquema de presupuesto representen un gusto o preferencia, como el tema de nueva vestimenta, alimentación en restaurantes, pagos de servicios que puedan esperar, como el cable.
Una de las cosas que tiene que tener más cuidado es no empezar con atrasos en los pagos que le permiten esa independencia. Así, es mejor evitar pagar tarde el alquiler de su vivienda o la cuota, como también del carro o cualquier cosa que pueda afectar su récord crediticio, o que le generen una mala imagen ante terceras personas.
Siempre es importante optar por mecanismos que le generen un ahorro, olvídese mínimo de un 5% de su salario y destínelo a la cuenta de ahorros, intente hacer “carpooling” con otros compañeros de trabaja para ahorrar en combustible y atención al carro, trate de que le visiten más en su hogar en lugar de salir a otros sitios, eso sí, que la fiesta sea de “traje” para que los demás también incurran en gastos.
Si la independencia de su hogar natural es para convivir con otra persona, deje en claro y en papel las responsabilidades financieras que asumirá cada uno, de manera que no se genere ninguna confusión desde el punto de vida presupuestario.

 

Fabio Parreaguirre
[email protected]

 

Ver comentarios