Error de cálculo de ganancias de Samsung revela débil demanda
Enviar

El hecho de que las ganancias de Samsung Electronics fueran inferiores a las previstas es la señal más reciente de que el mercado mundial de los teléfonos inteligentes está perdiendo impulso, lo que causa problemas a los proveedores de pantallas, semiconductores y otros componentes de los dispositivos móviles.

El fabricante de pantallas y chips de memoria más grande del mundo, que le vende a Apple y a muchas otras marcas, en el cuarto trimestre registró beneficios que quedaron por debajo de las estimaciones de los analistas en tanto las ventas siguieron flojas durante la temporada de fiestas de fin de año. La demanda de smartphones está menguando debido a que los mercados están maduros y la economía de China se desacelera, lo que incide en los márgenes de ganancia de Samsung.

La preocupación de que el mercado de teléfonos inteligentes se esté desinflando llevó a los analistas a rebajar sus estimaciones de demanda. Esto, a su vez, ha golpeado a los vendedores de equipos, así como a los proveedores de componentes y los ensambladores por contrato. Apple, que se queda con la mayor parte de los beneficios del sector, terminó el jueves por debajo de los $100 por primera vez en más de un año, luego de que firmas de inversión como UBS AG y Morgan Stanley rebajaran sus pronósticos de ventas de iPhone.

“No veo señales de recuperación de la demanda de productos electrónicos, lo que solo significa que las empresas de componentes seguirán bajo presión”, dijo Song Myung Sup, analista de HI Investment Securities en Seúl. “La situación solo empeora y las ganancias del primer trimestre probablemente sean más bajas que las del cuarto trimestre”.


Ventas estancadas

La utilidad operativa de Samsung fue de 6,1 billones de wones ($5.000 millones) en los tres meses que terminaron en diciembre, dijo la compañía con sede en Suwon, Corea del Sur, en los resultados preliminares publicados el viernes. Eso se compara con el promedio de 6,64 billones de wones de las estimaciones de analistas recopiladas por Bloomberg.

Las ventas fueron de 53 billones de wones en el trimestre, con pocos cambios respecto del año anterior, dijo la compañía. Samsung no informará las ganancias netas ni dará un desglose de los resultados de diversas divisiones hasta no publicar los datos auditados más adelante en el mes.

El resultado llega días después de que el co-máximo responsable ejecutivo Kwon Oh Hyun alertó de una escalada de la competencia y urgió a los empleados a buscar formas de proteger su liderazgo ahora que el software y las plataformas están eclipsando al hardware.

Caída de las remesas

Las remesas de teléfonos Samsung syfren su segunda caída anual consecutiva a raíz de una competencia más dura de Apple en el segmento de gama alta y de Xiaomi y Huawei Technologies de China en el segmento económico. Sin embargo, Xiaomi, que pasó de ser desconocida a convertirse en la marca de teléfonos más importante del país, quizá no haya alcanzado su meta de ventas de 80.000 unidades en 2015, han dicho personas que conocen sus planes de producción.

Las acciones de Samsung finalizaron con un alza de 0,7% en Seúl. La acción cayó alrededor de un 7% en la primera semana de operaciones de 2016, después de registrar tres caídas anuales consecutivas.

El “alza de la acción hoy no necesariamente significa un futuro más brillante, pero sugiere que Samsung, que vende tanto equipos como componentes, al menos se ha desempeñado mejor que otros rivales que se dedican exclusivamente a componentes”, dijo Claire Kim, analista en Daishin Securities en Seúl.

Ver comentarios