Empresas compensan salarios con beneficios
Las empresas optan por un paquete de compensación en lugar de incentivar contratación con salarios, dijo Álvaro Alán, director de PwC Costa Rica. Marco Monge/La República
Enviar

Apuestan por bonificaciones y seguros para atraer personal calificado

Empresas compensan salarios con beneficios

Sector empleador es conservador en subir salarios

Un menor incentivo salarial es la realidad que envuelve a los costarricenses, y las empresas con tal de contrarrestar esa situación apuestan por ofrecer beneficios adicionales a sus empleados.

201311172234290.n44.jpg
El capital de trabajo capacitado es limitado en el país, aspecto que influye en que las compañías que no quieren incurrir en más costos opten por dichos beneficios para atraer al personal más adecuado a su plaza disponible.
Estas son algunas de las conclusiones de la encuesta sobre la situación del mercado salarial ejecutiva, llevada a cabo entre 390 empresas ubicadas en el país, a manos de la firma Price Waterhouse Coopers (PwC), introducida en el nicho de los recursos humanos a nivel internacional.
Hoy los salarios en el país no crecen al ritmo que lo hacían hace 20 años, un ajuste del 7% fue lo que incrementaron las empresas encuestadas los sueldos en el último año.
Años atrás el repunte en la inflación iba de la mano con un ajuste salarial; si rondaba el 15%, los salarios estaban cerca de esa cifra.
Aun así, el país está posicionado en los primeros puestos de mejores salarios, junto con Panamá, explicó Álvaro Alán, director de PwC Costa Rica.
Pero analizando únicamente la situación nacional, el desempleo ya alcanzó el 10%, de acuerdo con estadísticas del INEC.
El mercado de contratación es dinámico, pero no necesariamente está adaptado al capital humano.
Mientras hay demanda de técnicos y profesionales en ingenierías, la población desempleada a duros pasos apenas termina la educación secundaria.
Siete de cada diez personas sin empleo no concluyeron el colegio; el 60% de quienes sí tienen empleo están bajo las mismas condiciones.
A raíz de esta realidad, la pelea de las empresas por atraer a quienes sí cuentan con títulos profesionales o al menos un técnico, es fuerte.
El sector empleador es muy conservador al momento de incentivar con mejores salarios, así que se establecen en el percentil 50, que no los coloca como malos pagando pero tampoco como los mejores.
Apostar por otro tipo de incentivos es la mayor opción que adopta el mercado empresarial, para no incurrir en más costos pero hacer de su compañía un lugar atractivo de trabajo.
Desde seguros, de vida y personales, beneficios en instituciones por convenios, transporte y alimentación son parte de los valores agregados más adoptados.
Sin embargo, existen casos en los que las empresas optan por más, salas de juegos, descuentos en gimnasios, y asociaciones solidaristas son ejemplo de ello.
También un día de vestimenta casual es un adicional que es muy valorado por los empleados.
Además, un 70% de las compañías encuestadas admitió que otorga bonificaciones.
El mito de que estas pueden ser adquiridas únicamente por altos mandos va desapareciendo, y la opción se abre a más empleados, explicó Alán.
Lo importante es adaptar esos beneficios de acuerdo con el tipo de trabajadores que posea la empresa, generación “x”, “y”, baby boomers, deben recibir diversa oferta de adicionales.
En tanto, la encuesta de PwC tiene 25 años de realizarse ininterrumpidamente, dos veces al año y en cada ocasión participan más empresas.

María Fernanda Cisneros
[email protected]
@mcisnerosLR

Ver comentarios