Enviar
Sábado 2 Febrero, 2013

Hoy Costa Rica tiene la posibilidad de crear negocios inteligentes, sustentables y de avanzada, con lo mejor de los costarricenses, el talento y el no tener miedo. Un desarrollo inclusivo y sustentable es posible


Crecimiento económico verde en Costa Rica

Nuestra tradición ambiental ha sido reconocida a nivel internacional, nos ha hecho ser un país distinto que vio en la protección del medio ambiente una oportunidad.
Esto nos ha permitido fortalecer los servicios ambientales y fuimos tan pioneros que hasta creamos los mercados de carbono.
Ese es nuestro país, un pequeño gigante en materia ambiental. Sin embargo, hoy debemos volver a pensar en nuestro rumbo ya que enfrentamos una realidad, en nuestras zonas protegidas está la gente más excluida de nuestra sociedad social y económicamente.
Gracias a la cooperación de Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (UNIDO) y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) desde el Ministerio de Economía, hemos venido liderando junto al MINAE y el INEC la construcción metodológica de un informe de crecimiento verde que se ha convertido en una buena práctica internacional.
Ahí hemos logrado identificar el estado actual de la cosa natural, la productividad del recurso ambiental, el impacto en la calidad de vida de nuestros ciudadanos y las oportunidades de negocio sustentable que representa tener este mapeo completo.
Este primer informe que presentamos en junio de 2012, nos permite tener criterios fuertes para tomar decisiones.
La capacidad analítica del equipo técnico del MEIC, INEC y MINAE es realmente notable ya que por primera vez hay un trabajo multidisciplinario e interinstitucional que consolida la visión ambiental de nuestro país. Hoy tenemos datos para tomar decisiones.
La economía baja de carbono, la mejora de los sistemas productivos industriales, el fomento de pymes verdes, son temas que nos llevaran a un desarrollo del parque empresarial innovador, visionario y que produce trabajos verdes y decentes que son necesarios para la economía del siglo 21.
Esto nos permitirá movernos hacia la importancia de la creación de las cuentas ambientales y su impacto en el PIB, cosa que también gracias a la cooperación internacional ya se trabaja por medio del proyecto WAVES.
Así hoy Costa Rica tiene la posibilidad de crear negocios inteligentes, sustentables y de avanzada, con lo mejor de los costarricenses, el talento y el no tener miedo.
Un desarrollo inclusivo y sustentable es posible si nos atrevemos a pensar fuera de la caja.

Jorge Rodríguez Vives
Director de Cooperación Internacional, MEIC