Enviar
Martes 18 Marzo, 2014

Un informe del Grupo Banco Mundial presentado en 2013 destaca que la productividad de las empresas mejora hasta un 25% más cuando se cuenta con mujeres en su planilla


Apoyemos la productividad de la mujer

Las mujeres juegan un papel clave en nuestra sociedad. Su dedicación, sus múltiples talentos y su perspectiva de las cosas las hacen indispensables en cualquier empresa y conforme pasa el tiempo su presencia va en aumento.
En Costa Rica según datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos, durante el año 2012 la fuerza laboral fue 2,19 millones de personas, de las cuales 854 mil son mujeres, es decir, un 39%.
Pese a que aún no iguala a la fuerza laboral masculina, su crecimiento con respecto a 2011 fue del 6,3%, mientras que en los hombres aumentó solo un 1,6%.
Ese crecimiento también se da en la ocupación de calificación media y no calificada, ya que esta fue de 87 mil mujeres, para un 25, 4%, frente a un 22,5% correspondiente a 58 mil hombres.
Un informe del Grupo Banco Mundial presentado en 2013 destaca que la productividad de las empresas mejora hasta 25% más cuando se cuenta con mujeres en su planilla, además de obtener una mayor fidelidad del personal y mayor acceso al talento.
Además presenta ejemplos concretos de cómo las iniciativas adaptadas a las mujeres, tales como formación, apoyo de guardería, servicios de salud y otros, pueden mejorar el rendimiento empresarial, incluso las condiciones laborales de mujeres y hombres.
Estos datos nos llenan de alegría, pero nos comprometen aún más con este sector que ha demostrado su talento en muchos ámbitos de nuestro país y que todavía está en desventaja en nuestras organizaciones.
En 2013 la Cámara de Comercio de Costa Rica a través de su Programa para el Desarrollo de la Mujer Empresaria presentó un estudio para determinar su situación en la población económicamente activa, el cual constató que solo el 18% de las empresas cuenta con mujeres en el puesto de presidencia, el 31% en cargos de gerencia general y solo el 33% de todas las gerencias y jefaturas son ejercidas por una mujer; a pesar de que en promedio un 42% de sus planillas corresponde a mujeres.
Cabe reflexionar en este mes dedicado a la mujer, sobre el papel que tenemos las cámaras empresariales de incentivar y apoyar aquellas iniciativas que mejoren el desempeño de la mujer en las organizaciones, así como de aquellas propuestas emprendedoras que surjan bajo la formalidad, ese es nuestro compromiso.
A través del Programa para el Desarrollo de la Mujer Empresaria de la Cámara de Comercio de Costa Rica, nos hemos planteado el objetivo de abrir esos espacios, por ello fuimos los pioneros en firmar y motivar a otras empresas a aceptar el Acuerdo de Acción Afirmativa para el Impulso al Liderazgo Femenino Empresarial que pretende mejorar las oportunidades para la mujer en puestos de alta dirección.
La tarea aún no termina y es constante, las pequeñas, medianas y grandes compañías están viendo en las mujeres un recurso que además de potenciar y de mejorar el ambiente de trabajo, aumenta la productividad. No decaigamos en esta tarea que a la postre traerá muchos beneficios para el sector empresarial del país.

Francisco Llobet Rodríguez

Presidente
Cámara de Comercio de Costa Rica