Vladimir de la Cruz

Vladimir de la Cruz

Enviar
Miércoles 12 Octubre, 2011


PIZARRON
60 años de Liberación Nacional

Hoy el Partido Liberación Nacional (PLN) cumple 60 años, y junto con el Partido Vanguardia Popular, que en junio cumplió 80, son los más antiguos del país. A ambos se les deben importantes reformas institucionales que han permitido que el desarrollo nacional y democrático del país tenga la solidez institucional que goza, y que el pueblo costarricense tenga destacados niveles de calidad de vida en muchos aspectos.
El PLN es el partido que más incidencia ha tenido en el desenvolvimiento político, económico e institucional desde su creación, y desde 1953 que asumió un papel de partido gobernante cuando participó en elecciones por primera vez.

Desde ese año ha ganado los gobiernos de 1953-58, 1962-66, 1970-74, 1974-78, 1982-86, 1986-90, 1994-98, 2006-10 y 2010-14, nueve gobiernos de 15 que se han instalado en la Casa Presidencial. De los restantes seis, el de Rodrigo Carazo, 1978-82, fue de un exliberacionista, así como los principales líderes de la oposición actual son exliberacionistas, a saber: José Miguel Corrales, Rolando Araya, ex candidatos presidenciales del PLN en 1998 y 2002, Walter Coto Molina en 2002, Ottón Solís, líder del PAC, candidato en tres campañas electorales, 2002, 2006 y 2010, exdiputado y exministro del PLN.
Otros líderes formados y nutridos en la matriz liberacionista indican el peso del PLN en el país, como Antonio Alvarez Desanti, salido del PLN y enfrentado a este en la campaña de 2006 y regresado al regazo materno para 2014; Enrique Obregón en 1962, quien salió del PLN para después regresar; Rodrigo Gutiérrez Sáenz, de Pueblo Unido, quien también salió del PLN y no regresó; el precandidato interno del PAC, Luis Guillermo Solís, ex secretario general del PLN.
Esto por citar unos y destacar que el PLN ha generado líderes propios, algunos ahora ajenos, y otros prestados ad hoc a diversas fuerzas políticas, que disputan los principales puestos de dirección política nacional.
Si se considera que cuando el PLN ha estado en oposición, en dos ocasiones, prácticamente gobernó la Asamblea Legislativa a plenitud y cogobernó desde allí, ha incidido de manera directa en las políticas que se han tomado y ejecutado en el país, haciéndolo en la práctica institucional el partido que más peso ha tenido y tiene en el desarrollo nacional, lo cual se percibe en su impacto en la aceptación popular que como partido mantiene en posibilidades de continuar gobernando el país.
El PLN, tal como se ve, es la principal fuerza política y electoral hoy en el país. Su fortaleza deriva de su trayectoria histórica, de sus logros institucionales arraigados en el subconsciente colectivo nacional, en la memoria de sus principales figuras históricas, que gira alrededor de sus expresidentes José Figueres, Francisco Orlich, Daniel Oduber, Luis Alberto Monge, Oscar Arias, José María Figueres, y la misma Laura Chinchilla quien recibió su gobierno con casi 48% de votación a favor, duplicando a todos su opositores.

Vladimir de la Cruz