En los próximos días se hará efectivo el aumento de los combustibles, cuyo impacto será que cada litro de gasolina resulte ¢40 más caro.
Las quejas de los usuarios no se harán esperar; sin embargo, hay que tener en cuenta dos cuestiones para entender por qué sucede y su magnitud.
Por un lado, tanto el petróleo como la gasolina de referencia, utilizados para el cálculo de los precios, vienen en alza desde mediados de febrero.
Desde la semana del 12 de febrero, en que tocó su piso, a abril, la gasolina de referencia aumentó su preció un 51%, al pasar de $0,23 el litro a $0,35.
Para la otra cuestión, basta recordar que la “brutal” reducción de marzo, de ¢113, fue en parte para compensar a los consumidores por no haber bajado los precios entre octubre y febrero.
El aumento del precio internacional y la finalización del resarcimiento a los consumidores son la causa del próximo aumento de hasta ¢40 por litro.
 

Ver comentarios

Notas Anteriores

Martes 19 Abril, 2016

Las cifras del colapso vial

Mientras los diputados discuten desde hace años si es necesario un sistema eficiente de trenes, el país se encuentra colapsado con presas eternas y un tren que ...