Enviar
Cartera de Salud interpuso denuncia ayer ante Ministerio Público
Princesa Marina enfrentará denuncia en el Ministerio Público

• Al menos cuatro pruebas señalan presunta falta de higiene en local ubicado en Moravia

Pablo Mora
[email protected]

La Princesa Marina deberá enfrentar una demanda debido a los 130 casos de intoxicación ocasionados por alimentos presuntamente contaminados en el restaurante de Moravia.
La acción fue presentada ayer en horas de la tarde ante el Ministerio Público, confirmó María Luisa Avila, ministra de Salud.
Las autoridades de este Ministerio habrían acumulado una serie de pruebas para presentar la solicitud de investigación ante las autoridades judiciales.
La última se recabó al estudiar 11 muestras de alimentos provenientes de este local, las cuales fueron analizadas por un laboratorio ubicado en Chile. De ellas, cinco resultaron contaminadas, de acuerdo con Avila.
“Ya preparamos la denuncia y la entregamos al Ministerio Público. Con esto buscamos sentar un precedente ante los otros establecimientos comerciales, pues La Princesa Marina atentó contra el bienestar público y expuso a la gente a un daño grave”, comentó la jerarca.
Además de los resultados del laboratorio chileno, esta dependencia adjuntó en la demanda los datos provenientes del Instituto Costarricense de Investigación y Enseñanza en Nutrición y Salud (Inciensa), que presuntamente certifican la presencia de bacterias en los alimentos de ese local.
“En el documento también se reporta la inspección que hicieron funcionarios del Ministerio de Salud, en la cual se hallaron diversas anomalías en la higiene del lugar; así como un estudio de Acueductos y Alcantarillados que comprobó el uso de agua proveniente de un pozo que estaba altamente contaminado”, expuso la Ministra.
Pese a que LA REPUBLICA trató de obtener la versión de Freddy Morera, representante de La Princesa Marina, fue imposible contactarlo pese a que se le dejaron varios mensajes con los encargados de seguridad de los locales en Curridabat y Moravia.
Ya son varias las veces en que el Ministerio de Salud presenta acciones contra entidades que presuntamente arriesgan la sanidad pública.
El pasado viernes, el alcalde de Tibás fue convocado a una audiencia en el Tribunal Ambiental por aparentemente incumplir con la recolección de basura, basada en una denuncia que presentó esa cartera.
Además, este Ministerio clausuró el hotel Allegro Papagayo el 5 de febrero, debido presuntamente a la contaminación de un río y un estero que se ubican cerca de esas instalaciones. Las autoridades al parecer habrían hallado aguas negras y jabón en las muestras recolectadas de ambos afluentes.
Ver comentarios