Logo La República

Sábado, 17 de noviembre de 2018



ÚLTIMA HORA


Pepsi renueva máquinas expendedoras tras inquietudes de salud

Bloomberg | Martes 15 diciembre, 2015 12:00 am



Pepsi, frente a las reacciones contra los refrescos y las preocupaciones en materia de salud relacionadas con los refrigerios, está tratando de hacer una reparación con una parte especialmente golpeada del sector: las máquinas expendedoras.

La compañía está lanzando miles de máquinas de doble temperatura que ofrecen alimentos y bebidas bajo la nueva marca Hola Bondad, según un comunicado. Las unidades incluirán productos más saludables de bebidas de Pepsi y de las divisiones de Frito-Lay, incluyendo Naked Juice, las papas Lays Oven Baked y el hummus Sabra.

La idea es poner un rostro nuevo a una invención que por mucho tiempo se ha asociado a la comida basura, los cigarrillos y otros vicios. Aunque las máquinas expendedoras todavía están muy extendidas, han sido desechadas en muchas escuelas de Estados Unidos y otros lugares por temas de salud. Las ventas de las máquinas en Estados Unidos disminuyeron 1% a $4.500 millones en 2014, según Euromonitor International.

Las nuevas máquinas de Pepsi tendrán una interfaz digital y permitirán a los clientes realizar compras con tarjetas de crédito o de pago de Apple, dijo Kirk Tanner, director de operaciones de bebidas en Norteamérica. "Esta es la máquina expendedora del futuro", dijo en una entrevista. "Hay una oportunidad para nosotros de ser líderes con las nuevas máquinas expendedoras y tenemos un compromiso a largo plazo para hacer que eso suceda".
Crisis de la soda

La medida es parte de un amplio esfuerzo de la jefa ejecutiva, Indra Nooyi, para ofrecer refrigerios saludables. Los consumidores están evitando cada vez más las bebidas azucaradas y los alimentos dulces, lo que afecta las ventas de Pepsi y su competidor Coca-Cola.

Las escuelas han sido un campo de batalla clave para la industria. Los gobiernos federales han impuesto normas sobre los alimentos que se venden en las máquinas expendedoras de las escuelas, lo que limita la cantidad de azúcar, sodio y calorías. El cambio ha perjudicado a los operadores de máquinas expendedoras y en algunos casos las ventas se han reducido de 30% a 40%, según Vending Market Watch, una publicación comercial.

Aunque las nuevas tecnologías y los refrigerios están ayudando a la recuperación del sector, las ventas totales siguen estando por debajo de donde estaban antes de la última recesión en Estados Unidos. Pepsi está apostando a que las opciones más saludables ayudarán a cambiar eso. Sus máquinas se ubicarán en lugares como hospitales, universidades, oficinas y centros de transporte, dijo la compañía. "Lo vemos como una gran manera de hacer crecer nuestro negocio para llegar a los consumidores en lugares donde no podemos llegar a ellos, salvo con máquinas expendedoras", dijo Tanner.