Nuevos ministros prometen reducir gastos en publicidad
“Tenemos un principio de austeridad y si es un gasto claramente justificado se autorizará, pero no será para publicitar la imagen de algún ministro”, comentó Olga Marta Sánchez, próxima jerarca del Mideplan. /La República
Enviar

Contrario al código de ética del PAC, jerarcas designarán presupuesto

Nuevos ministros prometen reducir gastos en publicidad

Unos ¢2.600 millones pagó el Gobierno en últimos cuatro años

Luego de que el presidente electo Luis Guillermo Solís, levantara el veto para permitir que sus Ministros utilicen parte del presupuesto nacional en publicidad, algunos de estos jerarcas garantizaron que reducirán el gasto en esta área.
Hasta el momento no existe una directriz específica para cada Ministerio.
Pero, el nuevo Gobierno garantiza que el gasto será menor al de la administración Chinchilla.
Solo el Gobierno central gastó alrededor de ¢2.600 millones entre 2010 y 2013, por concepto de publicidad.
Ese monto se duplicó en el último año; y fue la cartera de Presidencia la que cargó con un 61% de la inversión total.
Para el Gobierno saliente, estos gastos se justifican en la necesidad de dar a conocer la obra pública.
En principio, el PAC en su código de ética es rígido y claro en la prohibición de usar dineros públicos para gastos publicitarios del Gobierno.
No obstante, la ley impide que los ministros suscriban el código del PAC, por lo que en el nuevo documento que elabora Luis Guillermo Solís, sí se permitirá el gasto en este rubro, siempre con la pertinencia y mayor austeridad posibles, según explicaron.
“Hay un tema legal de por medio, no podemos trasladarle al Ejecutivo el código ético del PAC. El compromiso mío es reducir de manera sustancial esos gastos. Nosotros nos enfocaremos en hacer un mejor Gobierno y esa será nuestra publicidad”, comentó Carmen Muñoz, próxima viceministra de Seguridad.
Para Olga Marta Sánchez, futura jerarca del Mideplan, existe una delgada línea que el nuevo Gobierno debe trazarse a la hora de invertir en publicidad.
La nueva Ministra considera que existen labores de comunicación como en la gestión de riesgo, donde debe hacerse uso de la publicidad de manera educativa.
“A mí me parece que los gobiernos en general, no solo este, en muchos casos, en momentos de crisis de credibilidad trataban de rescatar la imagen de los jerarcas como persona”, manifestó Sánchez.
En el caso específico de la Presidencia de la República, el gasto en publicidad fue creciendo a medida que pasó el tiempo.
Inició con ¢388 millones en 2010, ¢477 millones en 2011, ¢628 millones en 2012, para luego doblar el gasto a ¢720 millones en 2013.
Mantener una estrecha relación entre gobernantes y el pueblo, y depender de la prensa tradicional es insuficiente, explicó Alberto Quirós, socio fundador de Jotabequ.
“Los gobiernos buenos, de gobernantes buenos, tienen dos opciones: no anunciarse, sufrir y no continuar en el poder; o anunciarse, sufrir menos y poder continuar su buena obra”, comentó.
El incremento en la publicidad ejecutada por el Ministerio de la Presidencia, tuvo en parte, la intención de mejorar la imagen de la mandataria saliente, Laura Chinchilla.
Los conflictos generados por las irregularidades en la trocha, la avioneta que la trasladó por Suramérica y el costo del peaje de la vía a San Ramón, terminaron por afectar su imagen.

Luis Fernando Cascante
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios