Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Sábado 10 Octubre, 2009



Italia quedó justamente eliminada del Mundial Juvenil, por errores mentales e infantiles de su línea defensiva, que dieron al traste con el esfuerzo del resto de sus compañeros, que incluso, con nueve hombres, lograron a puro corazón empatar el partido 2-2 en los tiempos extras.
El jalonazo de camiseta del lateral derecho a un rival apenas en el minuto 2, fue un obsequio a los magiares que lo aprovecharon anotando de penal. Con nueve unidades y Hungría con diez, Italia empató a seis minutos del final.
En tiempo extra, Hungría pasó adelante, pero la “azzurra” igualó dramáticamente y de seguido, otro jalonazo, esta vez de Albertazzi dejó a los italianos con ocho hombres y Hungría aprovechó los huecos para liquidarlos con el tercero.
Las expulsiones fueron correctas, pero, fue un error de FIFA poner a un árbitro colombiano a pitar un partido entre dos selecciones del centro de Europa. Existe una cultura del arbitraje que es muy distinta en el Viejo Continente que en Latinoamérica, aunque sea bajo el mismo reglamento y ya verán mañana las reacciones negativas al trabajo del suramericano, que incluso expulsó al técnico húngaro, un gordito simpatiquísimo, quien reclamó sin cesar el festival de pito del juez cafetero. El entrenador italiano también viajó a los graderíos.
¡Arrivederci!, querida Italia, saliste por la puerta grande.
Cambiamos el casete para recordar que una selección costarricense, está a solo 270 minutos de convertirse en campeona del mundo. Muy pocos minutos…¿verdad?
Causa estremecimiento reflexionar sobre esto; mucha ilusión de que se pueda sacar el partido contra Emiratos Arabes. Seríamos semifinalistas.
¡Increíble!
Y después, Alemania o Brasil. Palabras mayores.
Hagamos fuerza para ganar a los que se autocalificaron como los nuevos anfitriones del Mundial y representantes de Egipto en la justa. Quieren tragarnos; suman deseos de venganza; quizá podamos ponerlos a llorar, como lloraron los egipcios.
Y, la Mayor, va con líbero (Marín); carrileros (Herrera y Leo); centrales (Lula y Marshall), medios de marca (Azofeifa y Barrantes), un creativo (Paté) y dos puntas (Bryan y Saborío). Novedades en varias zonas, menos donde más urgía: el ataque. ¿Victoria presupuestada?

[email protected]