Logo La República

Viernes, 14 de diciembre de 2018



NOTA DE TANO


Nota de Tano

Gaetano Pandolfo [email protected] | Miércoles 10 abril, 2013


Cleveland. Una vez que empezó a correrse la voz de que su nombre sonaba para dirigir a los Indios de Cleveland, Terry Francona se encontró con varios conocidos que reaccionaban perplejos de que iba firmar con un equipo cuyo estrepitoso derrumbe en la segunda mitad de la pasada campaña le costó el puesto a Manny Acta.
No daban crédito a que Francona, el dirigente que puso fin a la seguía de 86 años sin campeonatos de Serie Mundial de los Medias Rojas de Boston, se instalaría en Cleveland.
Los aparatosos números de La Tribu en 2012 debieron ahuyentar a “mánager” tan laureado. Y no fue así.
Récord: 68-94 (4° Central Liga Americana)
Promedio de bateo colectivo
.251 (18° en las Grandes Ligas)
Porcentaje de embase
.324 (11° en las Grandes Ligas)
Carreras anotadas
667 (22° en las Grandes Ligas)
Si partimos que son 30 equipos, los números de los Indios sonrojan. ¿Por qué firmó Francona?
“Me decían, ¿qué estas haciendo? ¿No será mejor esperar por un equipo con garantía de ganar”, contó Francona.
“Resulta que la gente que me preguntó eso no me conocía tan bien. Esta es la clase de desafío que me gusta. No puedo garantizar que seremos campeones. Nadie puede hacer eso, pero me entusiasma el poder hacer el intento”.
Terry Francona tomó las riendas de un conjunto que desde 1997 no se clasifica a los playoffs y que por segundo año consecutivo se desmoronó tras el Juego de Estrellas. El colapso del año pasado fue desolador, con una marca de 18-45 tras el 27 de julio.
Desde el primer momento, Cleveland tuvo en mente a Francona, un mánager con experiencia y personalidad para conducir un plantel conformado en su mayoría por peloteros jóvenes. La misma noche del despido de Acta, el 27 de setiembre, el gerente Chris Antonetti ya estaba en contacto con Francona, quien pasó el año como comentarista de televisión tras desvincularse de Boston.
Fichado Francona, los fanáticos de los Indios seguimos recibiendo muy buenas noticias.
La gerencia invirtió casi 120 millones en agentes libres, como Nick Swisher, Michael Bourn, Mark Reynolds y Brett Myers.
El contrato firmado de Swisher, procedente de los Yankees de Nueva York, es el más jugoso en la historia de la franquicia con un compromiso de cuatro años y 56 millones. Bourn firmó por cuatro años y 48 millones justo antes del inicio de la pretemporada. Cifras increíbles en un club de mercado pequeño, pero había más.

[email protected]