Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Miércoles 30 Abril, 2008

NOTA DE TANO


Hoy tendremos una noche de suspenso.
El mago sacará conejos de su sombrero para mantener la supremacía.


Presidirá una Asamblea de 32 asociaciones, de las cuales 26 lo adversan y seis lo respaldan.
¿Cómo y qué hará para mantener la ventaja?
He aquí el suspenso.
En anteriores asambleas en las que dice ha sido reelecto democráticamente, ha puesto en práctica acciones contrarias a la democracia.
Una es cerrarles el portón de la sala de sesiones a los disidentes.
Otra, puesta en práctica en esta oportunidad 48 horas antes de que se inicie el cónclave, expulsar del organismo que preside a dirigentes de asociaciones que lo adversan.
Una tercera es apropiarse de la conformación del padrón electoral.
El mago decide quién vota y quién no vota y gracias a sortilegios legales también aprobados por él, curiosamente deja en el padrón a sus seguidores y excluye a sus adversarios.
¡Vaya democracia!
Totalmente seguros y convencidos los costarricenses de que el mago tiene todo listo, arreglado y preparado para perpetuarse en el cargo y mantener como compañeros en la dirigencia a sus fieles devotos, la enorme interrogante que queda abierta y que tendrá respuesta esta misma noche, será conocer la artimaña legal y la matráfula del procedimiento.
Cuando los costarricenses conozcamos cerca de las 8 p.m., la confección del padrón que votará en forma uniforme y unánime lo que el mago les ordenó de antemano, concluirá el suspenso.
¿Cómo se puede ganar en una Asamblea de 32 asociaciones, si 26 están en contra?
Esta noche tendremos la respuesta.
El mago ya entró en acción.
El pasado lunes expulsó del movimiento que dirige a seis federaciones. Perfectamente y fiel a su estilo, hoy miércoles a las 4.17 p.m. puede excluir a otras 16 y a la vez, nombrar a 47 miembros permanentes del ente de su propiedad, lo que le daría, como en asambleas anteriores una mayoría “democrática”.
Los magos normalmente trabajan en los circos; algunos prefieren lucirse en otros escenarios; nuestro mago hará hoy malabares con su chistera y sombrero de copa para crear personajes de carne y hueso y ponerlos a saltar a su ritmo.
Lo atractivo del espectáculo de hoy es que cuenta con invitados especiales de una organización de jerarquía superior a la que preside el mago.
Si el malabarista criollo no logra envolverlos con sus números y artificios, se verá en un aprieto y se le puede romper el piso del escenario. Sería una caída abrupta y esperada.
El deporte costarricense se juega mucho esta noche; el río de la decencia se va a mezclar con el estiércol de la cloaca en un mismo canal; el mago tratará gracias a sus trucos que las aguas turbias cubran las cristalinas y que de nuevo triunfe la deshonestidad.
Ante esta disyuntiva, será vital analizar el comportamiento y proceder de los testigos de cargo que se apersonaron del exterior.

[email protected]