Logo La República

Martes, 13 de noviembre de 2018



COLUMNISTAS


¡No hay tiempo que perder!

Emilio Bruce [email protected] | Viernes 26 septiembre, 2014


Estamos cerca de la situación que vivió Grecia o que está viviendo España


Sinceramente

¡No hay tiempo que perder!

Enfrentado al reto fiscal de Costa Rica he reflexionado intensamente, ¿por qué un economista como don Helio Fallas presentó un presupuesto con un crecimiento de un 19,6% a sabiendas de las consecuencias económicas y financieras de dicha presentación? ¿Y los profesionales de Hacienda?
He llegado a la conclusión de que fue por cálculo o por estrategia. El Gobierno ha señalado que heredó una situación fiscal mala, así que quienes recorten el presupuesto y generen el desgaste político sean quienes produjeron el problema. Lo mandaron a sabiendas del mal que causará si aprueban este presupuesto como está, para que sean otros los que se desgasten en lugar del Gobierno.
El deber de enviar a la Asamblea Legislativa un presupuesto razonable, balanceado, y financiado con recursos sanos es del Poder Ejecutivo. El deber de fijar las prioridades del gasto es del Poder Ejecutivo. La maniobra de hacer que la Asamblea Legislativa sea la que sufra el desgaste del recorte es una forma olímpica de rehuir retos, responsabilidades y el costo de gobernar.
El gasto gubernamental en este presupuesto está creciendo de manera acelerada, mucho más rápidamente que la economía nacional. El deber del Ministerio de Hacienda y de don Helio Fallas es controlar los disparadores del gasto y enviar legislación sobre ese particular. El Ministerio de Hacienda debe referirse y resolver las causas por las que este gasto gubernamental está creciendo de manera más acelerada que los ingresos y que la economía misma.
¿Cuáles son los disparadores del gasto? En primer lugar sueldos y salarios de la administración pública que se aumentaron ya en 150.000.000.000. ¿Dónde está el proyecto para regular el empleo y el salario de los empleados públicos? ¿Dónde está la ley de empleo público? ¿Dónde está el proyecto para atacar en su origen el problema?
Otro gran disparador del gasto son las pensiones de Hacienda. ¿Dónde está la iniciativa de ley del Poder Ejecutivo para poner fin a este? Otro son las universidades estatales y se les dio 50.000.000.000 antes de negociación alguna.
Me da la impresión que si no se atacan los orígenes no habrá ingreso que alcance. Más impuestos sin esta legislación de empleo público y tope a pensiones es perder hacha, calabaza y miel.
El gasto y el costo de la deuda están creciendo de tal manera que el interés compuesto sobre la parte financiada pronto va a poner fuera de las posibilidades del país el poder pagar las deudas y poner límite a los gastos.
Estamos cerca de la situación que vivió Grecia o que está viviendo España. El Ministro de Hacienda y los profesionales que trabajan en ese Ministerio lo saben muy bien, con detalles que nadie domina mejor que ellos.
Por eso y porque saben del costo político de poner coto al gasto y ordenar la hacienda, han dejado en manos de la Asamblea Legislativa hacerlo. Así el PUSC, el ML, el PLN serán los que le saquen al PAC las castañas del fuego.
De allí mi reconocimiento a don Ottón Solís Fallas por su entereza, por no entrar en juegos, por ser consistente y pensar en los intereses de Costa Rica.

Emilio Bruce

Profesor
[email protected]