Enviar
Navidad en familia

Detrás de la parafernalia consumista que viene caracterizando la celebración de la Navidad en Costa Rica y el mundo, la noche del 24 de diciembre conserva su carácter de festividad familiar.
Después de semanas de carreras por calles atestadas de un tránsito enervante, filas exasperantes en los comercios, listas interminables de pedidos de regalos, y uno que otro desacuerdo, las familias se reúnen finalmente en paz para Nochebuena.
Y es que la familia ha logrado sobrevivir a todas las revoluciones de la humanidad y seguir fungiendo como núcleo fundamental de la sociedad. Después de todo, qué es la familia si no el apoyo certero en los malos tiempos, celebración sincera en los buenos, y compañía relajada en cualquier momento.
Son muchos los llamados en esta época del año a ver más allá de los regalos y el aguinaldo, hacia los ideales predicados por Jesús, cuyo nacimiento es precisamente el motivo de las celebraciones. Es imperativo tomarse unos segundos para sacudirse la modorra y apreciar con justicia no solo a nuestros núcleos inmediatos, sino al país, esa familia ampliada.
Esta familia logró reducir el porcentaje de quienes viven bajo la línea de pobreza, pero ve crecer alarmantemente las asimetrías sociales. En esta familia costarricense coexisten en extremos opuestos de uno de sus golfos realidades groseramente dispares.
Siguen dándose, en esta familia, muertes por enfermedades como dengue, los niños siguen abandonando el sistema educativo, y los padres desesperan por dar una oportunidad a sus hijos.
Lo importante de abrir los ojos a estas realidades no es arruinar la felicidad decembrina, sino llenarse de esperanza para trabajar en conjunto por el mejoramiento en las condiciones de vida de aquellos que menos tienen.
La Constitución Política establece que el Estado debe velar por la preservación de la familia como base de la sociedad. Pero también es deber de cada costarricense velar por aquella familia ampliada que conforman todos los compatriotas y a quienes da cobijo el país.
LA REPUBLICA, consciente de que la familia constituye uno de los bienes más preciosos para este país, reitera en esta celebración su compromiso con la familia costarricense y les desea a todos una Feliz Navidad.
Ver comentarios