Enviar
Merma participación de mercado de megafondos


Los activos netos disminuyeron un 1,77% y solo ingresaron 16 nuevos inversionistas en el primer cuatrimestre de 2008

Betzi Villalobos
[email protected]



Ni la visa internacional con que cuenta su pasaporte, ni la oportunidad de aprovechar la plataforma y los conocimientos de otras sociedades administradoras de fondos de inversión (Safi) les han permitido a los megafondos amigarse con el crecimiento.
En los primeros cuatro meses del año, la industria total de megafondos (fondos que invierten en otros fondos) en el país, experimentó una reducción de sus activos netos de ¢79 millones, y solo fueron capaces de atraer a 16 nuevos inversionistas.
Así por ejemplo, BN Megareit ha mantenido en este periodo, únicamente dos inversionistas, mientras que el Megafondo Global Diversificado HSBC solamente atrajo a un nuevo participante.
En respuesta al poco crecimiento, las Safi señalan que la baja se debe a las variantes que han sufrido los mercados internacionales, lo cual se ha visto reflejado en las carteras de estos instrumentos.
“En el caso del Megafondo BAC, sus inversiones se concentran en el exterior, razón por la cual los cambios que han experimentado los mercados internacionales se han visto reflejados en los activos de este fondo”, dijo Allan Marín, gerente de BAC San José Safi.
Con esta opinión coincidió Allan Cambronero, gerente de HSBC Safi, quien agregó que “la incertidumbre que hay actualmente genera que los inversionistas pospongan sus decisiones de inversión hasta que se vayan aclarando los nublados del día”.
Para otras entidades como BN Safi, que administra el fondo BN Megareit, que invierte en fondos inmobiliarios internacionales, las consecuencias de la crisis en Estados Unidos ha impactado estos instrumentos, por lo que se encuentran a la espera del mejor momento para impulsar la figura.
Otro aspecto que destacaron las sociedades como causante del poco desarrollo de la figura es el desconocimiento que hay sobre las ventajas del instrumento.
“Los inversionistas locales aún no están muy dispuestos a asumir volatilidades relativamente altas para obtener un rendimiento mayor al de mercado, es decir, la balanza se inclina más a los inversionistas conservadores o moderados, lo que impide un mayor crecimiento”, afirmó Pablo Montes de Oca, gerente de BN Safi.
Ante este panorama, las ventajas que ofrece esta figura podrían estar desperdiciándose.
La posibilidad de acceder a diferentes instrumentos y mercados sin la necesidad de tener que estudiar cada alternativa, tomando en cuenta que el fondo ya realiza esta tarea, así como también el acceso más ágil a plazas bursátiles internacionales, son algunos de estos beneficios, destacaron las sociedades.
“Considerando que ahora es barato entrar, creo que es un buen momento para que los inversionistas ingresen a esta figura y puedan aprovechar la tendencia al alza que se espera para los próximos meses en los diferentes mercados, siempre teniendo presente que no es una herramienta de inversión de corto plazo”, comentó Marín.




Ver comentarios