León se lavó la cara
Josimar Pemberton, que se escapa de la marca de Francisco Flores, fue punto alto en el Alajuelense. www.imagenesencostarica.com/La República
Enviar

201601242153400.recuadro-34.gif
Partido vibrante en el Edgardo Baltodano, juego de ida y vuelta con el aporte de mucho talento en el terreno de juego, que brotó de las piernas de jugadores como Argenis Fernández, Diego Madrigal, Bryan Solórzano, Josimar Pemberton, Allen Guevara y Kenneth García.
Cuando el balón no quema y llega a futbolistas que lo saben tratar, habrá ardor en las zonas calientes de la cancha, emoción en los marcos y dificultades para las retaguardias de controlar las arremetidas rivales.
A Steven Garita se le hizo un lío frenar los embates del binomio Flores-Solórzano y René Miranda tampoco pudo con el dueto Meneses-Madrigal.
Patrick Pemberton voló para desviar tiro libre de Carlos Viales en el minuto 27 y dos después, la Liga abrió el marcador, cuando Guevara y Pemberton dialogaron, el “Cusuco” se metió al área, lo bajó Reyes, los actores de los dos equipos se quedaron esperando el pito de penal y mientras tanto, José Guillermo Ortiz que siguió la acción, madrugó a Lorente con el 1-0.
El mismo portero pinolero salvó el segundo, cuando achicó a Guevara, solo frente a sus narices y en el cierre de la etapa, una falta innecesaria de Josimar Pemberton sobre Solórzano provocó tiro libre, lo ejecutó “Coco” García y lo mandó a la red Rafa Núñez, ante salida aparatosa de Patrick Pemberton.
Apenas se inició el segundo tiempo, Irvin Huertas botó la ventaja mientras Alajuelense fue creciendo.
Las ocasiones de gol fueron mayores en el área local, en mucho porque se encontraron los hombres que jugaron a la espalda de Ortiz: Pemberton, Guevara y Madrigal y además resucitó Gabas.
Así cayó el 2-1 favorable al León, pase preciso de Gabas a Madrigal, centro al corazón del área y cierre exacto de Josimar que sostiene, mide el escenario y de puntazo envía a la red.
El duelo presagiaba más conquistas, pero los técnicos movieron sus fichas, el “Sheriff” refrescó la cintura con los ingresos del catracho Jorge Claros y Osvaldo Rodríguez; su colega Erick Rodríguez metió en ataque a Jonathan de León y Kevin García y fue este último el que tuvo el empate en el cierre, pero remató afuera con los cordeles a su disposición.
Alajuelense fue un equipo mucho más animado que el que vimos en la jornada inicial y que cayó en Coronado, mientras que Liberia sumó su segunda derrota consecutiva y ya fue cazado por Pérez Zeledón en la antesala del sótano. Sin embargo y a pesar del traspié, el cuadro local presentó un equipo que podría cosechar suficiente puntaje para evitar el viaje al infierno.



 

Ver comentarios