Enviar
Latinoamérica reclama su poder

Latinoamérica dijo ayer a los países desarrollados que ya no pueden seguir siendo los dueños del mundo y reclamó unida en la ONU la reforma de los organismos multilaterales.
La Asamblea General de la ONU es escenario de una rebelión de los países emergentes, que lideran el crecimiento global, en demanda de una mayor participación en la gobernanza mundial.
La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, que ha sido la primera mujer en la historia en inaugurar la Asamblea General de la ONU, pidió una reforma de las instituciones multilaterales, con un incremento de la participación de los países emergentes, que son -dijo- los "principales responsables del crecimiento en la economía global".

Naciones Unidas
EFE

Ver comentarios