Enviar
Istmo analiza financiamiento para enfrentar crisis

• Ministros de Hacienda y Finanzas de Centroamérica valoran ofertas de organismos internacionales para incrementar inversión pública para mantener estabilidad económica en la región

Israel Aragón
[email protected]

Los primeros síntomas del impacto de la crisis financiera internacional y la previsión de que estos se vayan a agudizar en 2009 pusieron a los ministros de Finanzas y Hacienda de Centroamérica a estudiar propuestas de financiamiento hechas por diferentes organismos internacionales.
Instituciones como el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Centroamericano de Integración Económica han ofrecido a los países del istmo recursos económicos para que sean utilizados, de ser necesario, como apalancamiento ante una previsible crisis e liquidez.
El objetivo sería que los gobiernos incrementen sus inversiones en los sectores sociales más vulnerables ante los embates de la crisis internacional. “Entendemos que tener una política fiscal flexible tiene que estar acompañado de recursos externos que nos permitan gestionar inversión en las áreas que cada país indentificará, pero que seguramente estarán asociadas a temas de prevención de desastres, infraestructura y atención de necesidades”, dijo Guillermo Zúñiga, ministro de Hacienda de Costa Rica.
“Para contrarrestar los efectos de la crisis se ocupa un incremento de la inversión pública, más inversión social y para eso necesitamos nuevos recursos”, dijo Hugo Castillo, viceministro de Finanzas de Honduras.
Los ministros también consideran que será necesario recurrir a financiamiento externo para contrarrestar la baja en la recaudación que ya se empieza a percibir en algunos países, motivada por una baja en el consumo y una menor actividad económica.
“Por la asociación entre nuestras economías y la de los países desarrollados sentimos que sí va a llegar a tener algunos efectos (la crisis internacional), por lo que somos precavidos y buscamos mecanismos de apoyo preventivos y de blindaje. Ahí es donde analizamos la disposición de organismos financieros internacionales de aportar recursos”, agregó el ministro Zúñiga.
“Nos urgen medidas de financiamiento inmediatas para evitar ser contagiados por los países desarrollados y mantener la estabilidad macroeconómica que actualmente tenemos”, afirmó Alberto Guevara, ministro de Hacienda de Nicaragua.
También el Banco Iberoamericano de Desarrollo, el Fondo Latinoamericano de Reservas (FLAR) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ofrecieron opciones de financiamiento al istmo. Este último propuso poner a disposición de cada país $500 millones, de acuerdo con Zúñiga.
Sin embargo, estos recursos no significarían la solución. Serían beneficiosos porque “podrían servir para que el país tenga más fondos disponibles, pero el tema no es solo el dinero disponible, sino la disposición del intermediario financiero a usarlo para prestarlo en la economía, porque lo que se está viendo es que a pesar de que hay disponibilidad no la quieren prestar, los bancos prefieren meterlo debajo del colchón antes que prestarlo”, dijo Luis Sanz, doctor en economía de la Universidad de Pennsylvania y profesor del Incae.
Ver comentarios