Encuentre el trabajo de sus sueños

Encuentre el trabajo de sus sueños

“Ver para creer” dice el dicho; sin embargo, cuando se trata de construir un proyecto de vida y profesional debemos decir “creer para ver”.
El primer paso para emprender el camino hacia la posición que deseamos es visualizarla.
¿Qué se ve haciendo dentro de dos, cinco o diez años?
Esta pregunta le agrega perspectiva a su proyecto, ayuda a determinar qué va a necesitar para realizarlo, qué tan lejos se encuentra y la energía que necesitará para lograrlo.
Si ya logró verlo es momento de identificar su contexto.
¿Se trata de un proyecto empresarial? Entonces debe hacer un plan de negocio con todos los elementos necesarios.
No por ser un sueño debe estar desapegado de la realidad. Si es así deberá ser honesto con usted mismo pues más bien está boicoteando su posibilidad de soñar.
Como dijo Facundo Cabral: “Haz solo lo que amas y serás feliz, el que hace lo que ama está benditamente condenado al éxito… No hagas nada por obligación ni por compromiso sino por amor”.
Cuando hacemos lo que amamos estamos permitiendo que nuestro talento se desarrolle a su máximo potencial.
Si ya hemos visualizado nuestro sueño, sabemos qué tenemos que hacer para ser felices, pues es hora de analizar la brecha que necesito superar para lograrlo.
¿Soy yo mismo el obstáculo? ¿Necesito fortalecer mis conocimientos, mi experiencia? ¿He estado buscando en la dirección correcta? ¿He tenido mala suerte o tomado malas decisiones?
Compare lo que está haciendo con lo que desea hacer y analice la distancia que hay entre las dos posiciones.
Si su interés es desarrollarse en una empresa lo mejor será orientar su búsqueda hacia aquellas que le interesen y en áreas donde pueda expresar su talento y hacer lo que le gusta.
También debe tomar acción con respecto a las áreas que deba fortalecer para aprovechar oportunidades.
El único lugar donde éxito está antes que trabajo es en el diccionario.
Si ha logrado visualizar su sueño, ha decidido comenzar el camino que lo llevará a eso, podrá entonces disfrutar cada paso en el camino, inclusive los obstáculos.
La clave es tener energía para seguir adelante con su proyecto de vida.

Sol Echeverría H.
Factor Humano
www.factorhumanocr.com

Ver comentarios

Notas Anteriores