Enviar

CINE

El cine “postboom” protagoniza el Festival en Nueva York

 

201407132229550.m7.jpg
Venezuela presentará “Azul y no tan rosa”. Internet/La República
En el año en el que la primera generación del “boom” del cine latinoamericano se coronó con el Óscar de Alfonso Cuarón, una nueva hornada de cineastas latinos independientes toma el relevo en el Latin Beat de Nueva York, que desde el viernes hasta el 20 de julio toma el Lincoln Center.
“Casa grande”, del brasileño Fellipe Barbosa, será la encargada de inaugurar el certamen, formado por 15 películas que dan una idea del cada vez más rico paisaje latinoamericano, algo descuidado por los distribuidores estadounidenses pasada la gran explosión del año 2000.
“Este festival empezó en 1997, antes del ‘boom’ de ‘Amores perros’, de Alejandro González-Iñárritu; ‘La ciénaga’, de Lucrecia Martel, o ‘Y tu mamá también’, de Cuarón. Parecía que se inauguraba una época en la que los distribuidores iban a tomar más riesgos, pero luego llegó la crisis y los distribuidores se pusieron muy conservadores”, explicó a Efe la programadora del Latin Beat, Marcela Goglio.
Este festival se abre en verano como una ventana privilegiada a las nuevas tendencias de cinematografías que crean nuevos géneros, como el “narcothriller” en Colombia, o la crónica social burguesa por la que apuesta “Casa grande”.
“Hay mucho debate sobre si existe la marca ‘cine latinoamericano’ o no”, aseguró a Efe Fellipe Barbosa. “Pero yo creo que, sin dudar de su diversidad, tenemos algo todos en común: que retratamos nuestra realidad y es el cine con el que más podemos identificarnos”, prosiguió.
Goglio, pese a todo, considera que sí que es necesario romper los estereotipos. “Esa fue una de las primeras misiones que tenía el festival. Que somos más que Caribe, arroz con frijoles y salsa”, dijo.
La programadora eligió “Casa grande” como cinta inaugural por “lograr ese balance entre las dos corrientes, entre el cine independiente que se está haciendo con poco dinero con un lenguaje propio pero con valores de producción más altos y una narrativa clásica”, según Goglio.

Nueva York / EFE

 


Ver comentarios