Diputados de otros países trabajan, mientras los ticos
Enviar
Extenso periodo de receso debe ser compensado con acciones concretas, advierte Poder Ejecutivo
Diputados de otros países trabajan, mientras los ticos…
Casi un mes de vacaciones fue aprobado para que los empleados del Congreso no acumularan hasta cinco meses de descanso

Mientras que en Chile, El Salvador, Brasil, Estados Unidos, además de otros países del continente, legisladores ya regresaron a sus curules para discutir la aprobación de proyectos vitales para sus respectivas naciones, en suelo nacional, los diputados aún disfrutan de los tamales de fin de año.
Y es que en diciembre anterior, mediante un acuerdo político en el que participaron todas las fracciones en el Congreso, se fijó el receso parlamentario desde el 22 de diciembre pasado, hasta el viernes 14 de enero de este año.

De esta forma, con 26 días de descanso continuos, incluyendo el fin de semana previo a la reanudación de sesiones en la Asamblea Legislativa, los congresistas nacionales disfrutan de unas vacaciones muy prolongadas si se comparan con las de sus pares.
Por otra parte, el Gobierno central y las instituciones autónomas, así como la mayoría de las empresas privadas, reanudaron sus labores el pasado lunes, tras el disfrute de las fiestas de fin y principio de año.
A pesar de que existe una cargada agenda de proyectos que incluyen la ley de electricidad, la reforma fiscal y la modificación a la Ley de Tránsito, entre otras iniciativas, Luis Gerardo Villanueva, presidente del Congreso, defendió el receso y añadió que otros factores intervinieron para que se avalara un descanso de casi un mes.
“No creo que se nos haya pasado la mano, porque en otras ocasiones, anteriores diputados aprobaron sesiones de descanso más largas. Por otra parte, queríamos darles vacaciones a muchos trabajadores de la Asamblea, que han acumulado hasta cinco o seis meses de descanso, por lo que era necesario que fuera un poco prolongado”, manifestó Villanueva.
Tanto en Estados Unidos como en Venezuela, los legisladores volvieron a sus puestos el miércoles pasado, mientras que los nicaragüenses sesionarán a partir de este domingo para elegir a las nuevas autoridades del Congreso. En Brasil, los diputados estudian una ley para aumentar el salario y en Panamá, el miércoles pasado, nombraron al nuevo procurador, mientras que en Chile y Guatemala, discuten proyectos de interés.
En tan solo ocho meses de gestión, los diputados y todos los empleados en el Parlamento se han ido de vacaciones en dos ocasiones, tras los acuerdos consensuados entre todas las fracciones.
La Constitución Política establece a los diputados la potestad de aprobarse sus propias vacaciones.
Desde mayo anterior, la Asamblea Legislativa aprobó más de 70 proyectos, razón por la cual Marco Vargas, ministro de la Presidencia, no cuestionó el receso de casi un mes, pese a reconocer que para el Poder Ejecutivo, este año es de vital importancia para aprobar proyectos, sobre todo en las sesiones extraordinarias, cuando el Gobierno establece la agenda; en ese sentido, indicó que debe haber compensación.
“Sin duda alguna este segundo año de gestión es el más importante porque después se complica un poco por el tema de las elecciones; sin embargo, yo espero que durante los tres meses que faltan de las sesiones extraordinarias se mantenga un gran ímpetu y vocación al diálogo, que nos permita sacar o adelantar iniciativas importantes como la reforma fiscal, la ley de electricidad y otras”, expresó Vargas.

Colaboró con esta información la periodista Silvia Pardo
Esteban Arrieta
[email protected]


Ver comentarios