Logo La República

Viernes, 16 de noviembre de 2018



NACIONALES


Costa Rica reafirma liderazgo en protección ambiental

Ernesto Villalobos [email protected] | Lunes 21 marzo, 2011



Pagos por servicios ambientales sumaron $30,5 millones en 2010
Costa Rica reafirma liderazgo en protección ambiental
Hoy se celebra el Día Nacional Forestal, mientras se procuran más recursos para plantar bosques

En Costa Rica existen unas 30 mil hectáreas de plantaciones forestales, que suman en buena forma a las pretensiones de anular por completo la huella de carbono del país, cifra que creció un 15% el último año.
En este momento, las plantaciones forestales neutralizan unas 690 mil toneladas anuales de dióxido de carbono, y se proyecta que su crecimiento se sostenga en los próximos 15 años.
Ese nivel de fijación se compara incluso al de países desarrollados, en busca de un mejor desempeño ambiental.
“Somos fieles creyentes de las bondades que este material genera para nuestra sociedad. La madera posee ventajas ecológicas incalculables. De ahí la importancia de incentivar su uso como materia prima. Al sustituir otros materiales intensivos en carbono, por madera, evitamos que se lancen a la atmósfera”, afirmó Alfonso Barrantes, director ejecutivo de la Oficina Nacional Forestal.
Al cosechar la madera y destinarla a usos permanentes (puertas, muebles, construcción) el carbono permanece fijado hasta por 75 años.
En el país existe gran cantidad de productores, empresas y organizaciones forestales que promueven la reforestación.
Al menos 30 organizaciones han formalizado convenios con el Fondo Nacional de Financiamiento Forestal, para el trámite de proyectos de reforestación que reciben pagos por servicios ambientales.
No obstante, quienes impulsan la siembra de especies forestales para su consumo paulatino, afirman que deberían destinarse más recursos al pago por el mantenimiento de plantaciones, por la ventaja que plantean frente a los bosques naturales.
En promedio los bosques tropicales almacenan entre 350 y 500 toneladas de dióxido de carbono, por hectárea. No obstante se encuentran en estado de equilibrio, por lo que su tasa de captura es muy baja o casi nula.
Mientras tanto, los bosques que son sometidos a manejo forestal sostenible presentan una dinámica más acelerada, pues la cosecha de pequeños volúmenes de madera promueve la recuperación del bosque y con este un mayor crecimiento de la biomasa.
En los bosques bajo manejo se cosechan de cuatro a cinco árboles por hectárea cada 15 años, contrario a las prácticas de arrasar, que se aplican en los bosques vírgenes.

Ernesto Villalobos
[email protected]