Central fija meta de inflación del 9%
Enviar
Desaceleración en Estados Unidos golpearía fuerte la economía nacional
Central fija meta de inflación del 9%

• En el periodo 2009-2010 se avanzará hacia una flexibilidad cambiaria

Wilmer Murillo
[email protected]

Reducir la inflación y abatir los desequilibrios externos son el principal objetivo del programa económico que aprobó anoche la junta directiva del Banco Central para los próximos dos años.
El ente emisor fijó una meta de inflación del 9% para este año y del 8% para 2010.

Sin embargo, habrá un rango de tolerancia de un punto hacia arriba.
Esto implicaría reducir en casi cinco puntos el crecimiento de los precios internos con respecto a 2008.
En general, las medidas que aplicará el Banco Central estarán dirigidas a reducir el déficit en cuenta corriente de la balanza de pagos.
Este déficit se estima que bajará reflejando un menor gasto en la factura petrolera y la desaceleración en la actividad económica, que derivaría en menos requerimientos de materias primas y bienes de capital.
Asimismo, se buscará continuar con una estrategia para reducir los riesgos de contagio de la restricción de liquidez internacional hacia el sistema financiero costarricense.
En materia cambiaria, el Central asumió el compromiso de migrar en forma gradual hacia un esquema de mayor flexibilidad.
En este sentido el esquema de bandas cambiarias sigue siendo un paso previo para migrar hacia un régimen de flotación cambiaria y posibilitar así mayores espacios de acción para su arsenal monetario.
Este año incorporará a un mayor número de participantes al mercado mayorista Monex.
En el campo monetario se propone mejorar los canales de transmisión de las tasas de interés, pondrá en funcionamiento un ejercicio diario de seguimiento de la liquidez que permitirá su intervención en el mercado de dinero y la integración de los diferentes mercados que en él participan.
Por otro lado, la política de tasas de interés deberá ser coherente con el objetivo de inflación planteado, sin ser una vulnerabilidad ante el ingreso de capitales especulativos.
Frente a la desaceleración de la economía de Estados Unidos, se prevé un aumento del Producto Interno Bruto (PIB) en términos del 2,2%.
En este menor crecimiento en relación a 2008, tendrá incidencia la desaceleración de la economía de Estados Unidos y afectará de manera directa a empresas que exportan a ese mercado y ligadas a regímenes especiales de comercio.

Ver comentarios