Carencias atacan a estudiantes especiales
Enviar

Personal insuficiente, problemas de infraestructura y largas listas de espera son los grandes obstáculos que enfrentan los estudiantes especiales en sus centros educativos.

Tales limitaciones en recursos y cobertura fueron evidenciadas en un estudio realizado para el Quinto Informe del Estado de la Educación, el cual muestra que estos centros son incapaces de cubrir con la demanda tanto en matrícula como por zona geográfica.

Entre los servicios con mayor necesidad sobresale el de terapia ocupacional, con un 62%, seguido por infraestructura con un 23% y terapia de lenguaje con un 18%

Estos centros especiales están concentrados en la zona urbana, 18 de ellos en la gran área metropolitana y dos en el resto de la región central. En las demás regiones, solo existe uno por cada una de ellas.

Además, el cupo por matrícula es de unos cuatro alumnos por cada mil habitantes, desde los cero hasta los 21 años de edad en la GAM, mientras que fuera de ella solo se puede matricular una persona o dos como máximo.

El informe también reveló que aun cuando los docentes cuentan con buenas condiciones laborales y una adecuada formación inicial, no siempre pueden ofrecer a cada alumno, las 20 horas semanales de atención.

Esto por cuanto las dificultades con transporte -muchos estudiantes deben viajar horas para asistir a la institución-, lugar de residencia, recursos económicos, falta de disponibilidad de un adulto acompañante y alteraciones graves de la salud, entre otras, hace imposible la frecuente asistencia de los alumnos.



Ver comentarios