Alfombra roja fue un derroche de elegancia
Charlize Theron lució un diseño de la firma Dior Haute Couture con joyería de Harry Winston. AFP/La República
Enviar

Una vez más la alfombra roja de los premios Óscar marcó la tendencia de las principales estrellas de Hollywood.
La simpleza fue uno de los ingredientes de esta edición, que como es usual está marcada por la elegancia.
Entre las mejor vestidas de la noche estuvo Naomi Watts, con un vestido de Armani Privé, en tonos azul y púrpura y mucho brillo.
Cate Blanchet también optó por esa casa de moda, ella se llevó buenas críticas por su elección, que consistió en un vestido verde claro con detalles a mano que sobresalían del traje.
El rojo fue el color seleccionado por Charlize Theron, ella lució un diseño de la firma Dior Haute Couture con joyería de Harry Winston.
Margot Robbie apostó por un vestido al cuerpo de Tom Ford, con manga larga y en color dorado.
Mientras que Lady Gaga, quien ha dejado un poco de lado sus atuendos excéntricos utilizó un taje de pantalón completamente blanco, con joyas valoradas en $8 millones, de Lorraine Schwartz.
También se llevó los aplausos de la crítica Jennifer Lawrence, con un vestido que combinó el negro con el nude, con transparencia y encajes, una creación de Christian Dior, de quien es imagen.

 



Ver comentarios