Enviar

Realizar trámites por Internet, en nueva ventanilla única, facilitará la forma de hacer negocios. Ojalá esta voluntad se extienda a otras áreas de la vida nacional

Habrá tramitación menos onerosa

Cuando existe voluntad política para hacerlo, se pueden girar directrices y trabajar para que el sector público atienda mejor a la ciudadanía e incluso que los servicios se brinden tal como lo pide la legislación.
Esto queda demostrado con la entrada en funcionamiento de un sistema para que los interesados puedan registrar y poner a funcionar una empresa en tiempo razonable.
Lo que anteriormente llevaba unos tres meses ahora podrá realizarse aparentemente en cerca de 20 días gracias a una ventanilla única implementada por la Secretaría Técnica de Gobierno Digital que abrirá el 1° de noviembre próximo.
Realizar trámites como inscribir sociedades mercantiles, obtener permisos sanitarios de funcionamiento, certificados de uso de suelos, patentes comerciales, entre otros requisitos indispensables para arrancar con una nueva empresa, dejarán de ser el oneroso y lento trabajo que era hasta ahora para convertirse en un trámite simultáneo en una ventanilla donde se resolverá todo.
El país cuenta, sin duda, con las personas de capacidad técnica para poner a operar este tipo de formas de brindar los servicios. Es decir, podríamos, si la voluntad política existiera, acelerar mucho nuestro paso a esta nueva forma de operar, en uso en los países desarrollados.
No solo el comercio y todo tipo de negocios se beneficiarán de la nueva plataforma www.crearempresa.go.cr, sino el país en general. Es un signo al menos, que esperamos se advierta fuera de Costa Rica también, de querer establecer una correspondencia entre lo que seríamos capaces de hacer, si quisiéramos, y lo que realmente hacemos.
Como ejemplo de esto baste imaginar, por ejemplo, la mejoría tan importante que se daría en la transparencia de todas las operaciones de la Caja Costarricense de Seguro Social y en la prestación misma de los servicios de salud, si su funcionamiento se hubiera ya, como debiera, digitalizado.
Sin embargo, no ha existido la voluntad política para hacerlo. ¿Por qué? La pregunta sigue circulando entre los costarricenses.
Saludamos con satisfacción la llegada de mejores servicios para hacer negocios y volvemos a llamar a los responsables para que el resto de las instituciones del estado costarricense utilicen también las nuevas herramientas de la tecnología que tanto beneficio pueden traer a la ciudadanía y al desarrollo del país.

Ver comentarios